Con un estilo ecléctico y pachanguero, que en algunos momentos evoca los sonidos de Café Tacuba o Los Fabulosos Cadillac, la banda chilena La Culebrona es un ejemplo de trabajo autogestionado, rescate de lo local y descentralización artística. El grupo está formado por ocho integrantes; cinco son oriundos de Punta Arenas y el resto proviene de Arica, Rancagua y Valdivia. Es en la Región de Valparaíso donde han concentrado sus despliegues musicales.

La banda empezó a mediados del 2006, como un grupo de amigos con puros instrumentos de juguete (o derechamente malos instrumentos) haciendo música acústica con raices latinas. La gran mayoría de quienes comenzamos en ese momento ya habíamos tocado en otras bandas de distinta índole: rock, punk,  metal, y en el caso de Fania, que es profesora de música, en proyectos doctos.

A medida que componíamos intentamos darle más forma al asunto, incorporando más instrumentistas y recursos electrónicos y eléctricos.

El primer material que grabamos, en forma de un demo llamado Sonidos del Mono, fue el registro de ese primer momento; música sencilla, que recogía los sonidos que nosotros creíamos mas fundamentales dentro de la escena de la música chilena.

Ya al grabar ese material (más otro par de canciones) en nuestro primer LP Róbalo, intentamos incorporar derechamente otros elementos más punkies.

Con respecto a la producción de la música, me parece importante señalar que somos absolutamente independientes y autogestionados. Las únicas manos que participan de todos los procesos son las nuestras. Rigo se encarga de los diseños; grabamos en un estudio digital casero y la difusión la hacemos todos.

En cuanto a la escena (si se le puede llamar así) nos manejamos en un ambiente musical que mucho tiene que ver con la escena punkie de mediados de los 90, pero la diferencia clave es que los punkies ya no hacen pogo sino que bailan cumbias luciendo guayaberas de miles de colores. Cosa por lo demás llamativa. Esta escena tiene su nicho más notorio en la V Región, donde generalmente tocamos, más algunas fechas en la capital.

Nuestra principal intención, dentro de nuestras limitaciones musicales (que son muchas) es rescatar lo que nos gusta, manteniendo una lógica de rescate de lo local. Además de eso, nos interesa hacer un trabajo lírico de calidad, con contenido y que obedezca a una estética que tienda a evitar los lugares comunes. Creemos que la escena nacional por lo general no se ha preocupado de mantener un estandar en esta área, teniendo letristas tan malos como Francisca Valenzuela, que da vergüenza ajena sólo escucharla.

En cuanto a lo que se viene, estamos trabajando en un segundo disco, igualmente autogestionado, provisoriamente titulado Challa. Seguimos intentando mezclar cierta raíz folclórica con elementos del ska, del reggae, de lo afro, y ahora, más notoriamente que nunca, del punk y del rock.

La banda está conformada por ocho integrantes:

Cinco de nosotros somos originalmente de Punta Arenas:
Mark (guitarra, percusiones y producción)
Álvaro (voces y guitarra)
Rigo (voz y guitarra)
Yerko (bajo)
Doimo (teclados)
Fania (Arica) (violín)
Gigi (Rancagua) (Percusiones)
Pablitz (Valdivia) (percusiones y batería)

En myspace
Contacto: [email protected]

La Culebrona

No more articles