Francisco Rodríguez, periodista cubano y activista LGTBI, entrevista al Che de los Gays

Activistas chilenos y cubanos se manifiestan en contra del discurso religioso de Danay Suárez en Viña 2017


1 March 16:03
#Chile, #Entrevistas

danay_cuba

Confieso que yo también pude equivocarme. La noticia podía parecer hasta muy noble. Rapera cubana, joven, arriesga su premio en el importante Festival de Viña del Mar al cambiar la letra de su última canción, y por su “inspiración” recibe un premio especial equivalente al máximo galardón. Parecía una de esas historias heroicas de nuestras mujeres cubanas, pero no. Muchas personas progresistas y de izquierda en Chile no lo vieron así.

Al profundizar en la repercusión de la improvisación que hiciera Danay Suárez y luego de sus palabras al recibir la Gaviota especial ante la rechifla de una parte del público chileno, comenzaron a llegar las preocupaciones de activistas que luchan en aquel hermano país por un derecho que hoy resulta tan elemental para las cubanas como es la posibilidad que deben tener las mujeres para decidir sobre su cuerpo e interrumpir de forma segura y legal un embarazo no deseado.

Víctor Hugo Robles, periodista y escritor chileno, reconocido activista por los derechos de lesbianas, gais, bisexuales, trans e intersexuales en su país, accedió a explicarnos el motivo de las desavenencias y críticas que la cuestionable “rebeldía” de la cantante cubana originaron entre una parte de la sociedad chilena y latinoamericana, para la cual resulta muy sensible y doloroso —hasta el costo de miles de vidas humanas— el asunto de la intervención de las iglesias en las decisiones del Estado, las cruzadas fundamentalistas de determinadas denominaciones evangélicas contra la libre orientación sexual e identidad de género, y la negación de los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres y hombres, posturas muy representativas de la derecha política.

También conocido como El Che de los Gays, Robles argumenta, además, su perplejidad por el reflejo acrítico en parte de la prensa cubana del extraño “triunfo” de la rapera Danay Suárez, y expone lo que faltó al informar sobre el tema: el contexto político y social donde esto sucedió. Aquí sus respuestas:

Víctor Hugo Robles, el Che de los Gays.

Víctor Hugo Robles, el Che de los Gays.

¿En qué consistió la improvisación y el discurso de Danay Suárez en la final del Festival de Viña del Mar 2017?

El Festival Internacional de la Canción de Viña del Mar es el evento artístico – cultural más trascendente e importante de cada temporada estival, que cumple más de 50 años de existencia. De un festival de canciones de verano terminó convertido en un festival de artistas y shows estelares internacionales. Todos los años la competencia de canciones pasa casi inadvertida frente a la promoción de los importantes artistas y bandas musicales que acompañan sus presentaciones.

Este 2017 fue distinto por la controversia que desató la representante de Cuba, Danay Suárez. Desde un principio su música gustó y llamó la atención su estilo rapero acompañado de letras repletas de sentimientos. El público la aplaudió y recibió una alta valoración del jurado. Sin embargo, en la cuarta jornada del Festival, cuando Danay debía presentarse por segunda vez, decidió cambiar la letra de la canción incluyendo evidentes mensajes humanistas – cristianos y antiabortivos, según todos los reportes de la prensa acreditada. La misma cantante cubana terminó su canción señalando: “Sé que acabo de perder la Gaviota, pero para mí es importante salvar una vida”.

El hecho –cambiar la letra- se transformó en un caso inédito y obligó a los organizadores a revisar las bases del concurso. Finalmente, la comisión organizadora decidió descalificar a la representante de Cuba por el cambio de la letra pero -sorprendentemente- premió su osadía e “inspiración”, regalándole una Gaviota de Plata y 30.000 dólares, el mismo premio del triunfador del certamen, el represente de España, opacando así a la canción triunfadora.

Los precipitados premios a Danay fueron entregados por la pinochetista alcaldesa de Viña del Mar, Virginia Reginato. El suceso fue coronado con un sorprendente discurso de la misma Danay Suárez en el escenario de la Quinta Vergara, señalando que ella era una “enviada” de Dios, que su mensaje era para el pueblo chileno, transformándose así de cantante internacional en inoportuna evangelista caribeña.

Los medios de comunicación y la prensa especializada destacaron lo curioso, bizarro e increíble del acontecimiento nunca antes visto en la historia del certamen. Las redes sociales de inmediato especularon que el mensaje de la nueva letra de la cantante cubana era una clara alusión en contra del aborto. Por su parte, Danay indicó a la prensa: “La canción tiene demasiados mensajes en un espacio de tiempo. Tiene que ver con muchas cosas, entre ellas el aborto”.

Danay

¿Por qué lo consideras inoportuno, y en qué contexto social y legal ocurre este hecho?

Fue desconcertante e inoportuno porque el hecho se transformó en una provocación política e ideológica cuando el mismo canal de TV que transmitió el certamen decidió no respetar las bases del Festival Internacional de la Canción de Viña del Mar 2017 y fuera de todo protocolo, “excepcionalmente”, premió a la descalificada representante de Cuba que de reconocida rapera terminó transfigurada en pastora evangelista anti aborto leyendo pasajes bíblicos en el mismísimo escenario festivalero.

Lo desconcertante e inoportuno no está en su libertad de creación y expresión, que defendemos y valoramos, sino en el contexto político – legislativo local en que se emitieron tales mensajes, siendo la misma Danay Suárez la que validó el hecho político al señalar a la prensa que prefería “aprovechar la audiencia para entregar un mensaje más espiritual. Preferí arriesgar y dar un mensaje, antes de poner un adorno en mi casa, preferí salvar una vida, quizás con una palabra, porque en ese público hay de todo”.

Fue desconcertante e impropio porque mientras en Chile luchamos por una ley de aborto terapéutico en tres causales en Cuba el aborto es legal y gratuito para todas las mujeres desde el triunfo de la Revolución Cubana. El aborto terapéutico existió en Chile hasta el gobierno socialista de Salvador Allende, siendo eliminado en los tristes tiempos de Augusto Pinochet. La ley de aborto, en ese caso terapéutico en tres causales, se ha transformado en una de las más importantes demandas del movimiento social de mujeres, demanda político – cultural que los activistas de la diversidad sexual hacemos propia.

Desgraciadamente, la representante de Cuba en el Festival Internacional de la Canción de Viña del Mar no consideró el contexto político de nuestro país y usó el escenario de la Quinta Vergara para sus intereses espirituales. La misma  Danay Suárez, en su página de Facebook, este 27 de febrero, analiza lo ocurrido en Chile, señalando textualmente:  “Tienen la Tarea de anunciar a Todos los Ministerios que deben expandir lo que sucedió en La Quinta Vergara, sin penas ni compasión, La Guerra Espiritual que sucedió en Chile!, esto no se puede quedar así, La Excelencia de Dios se manifestó al entregar un premio sin precedentes que equivalía al Primer Lugar, no para mi gloria si no para establecer en quien aún no cree que nuestro SEÑOR es CABEZA y no cola, Las Cabezas del Festival al entregar un Premio a La Inspiración, decretaron Amén! ante el enemigo, ya que había sido Divina! Ojo estas Palabras son para quienes están en El Espíritu, para el resto es como leer en chino. Ministerios tienen que orar fuertemente por Chile. La oposición que se manifestó en el Festival fue bien grande porque grande es la Bendición que viene sobre ese País. Dios me usó como herramienta allí en respuesta a una cadena de oraciones que han hecho Hermanos en Cristo en ese lugar donde se estaban levantando altares de maldad”.

¿Qué reacciones conoces en la sociedad chilena ante este suceso, en particular entre los grupos feministas, de izquierda y que defienden la equidad de género?

El hecho ha generado mucha controversia en las redes sociales y entre los grupos feministas y de las diversidades sexuales, particularmente de izquierda. Junto con el rechazo al velado mensaje antiaborto de la cantante cubana está el sermón cristiano en un escenario eminentemente laico que busca expresar libertades más allá de creencias religiosas y restricciones dogmáticas.

Los movimientos de mujeres y las diversidades sexuales en Chile nos hemos visto agobiados por las campañas de la Iglesia Católica y grupos religiosos evangélicos que usan y abusan de todos los escenarios para descalificar nuestras luchas por las libertades sexuales.

Danay Suárez está en su derecho de expresar lo que estime artísticamente y de librar todas las batallas que desee, todas y todos libramos cada día muchas batallas. Lo que inquieta es que haga uso de un escenario internacional para hablar de “altares de maldad”, porque su discurso se hermana a las prédicas de pastores evangélicos locales que persiguen y condenan nuestra diversidad sexual e identidad de género.

¿Por qué te parece contraproducente la publicación acrítica del triunfo de la rapera cubana en el Festival?

Sorprende e inquieta que medios de comunicación cubanos como Cubadebate y Granma feliciten a una artista connacional sin reparar en su mensaje contrario a las políticas públicas en Cuba y la abierta intervención en el debate político chileno respecto del aborto y las libertades sexuales.

Soy periodista comunitario y jamás avalaría la censura ni mucho menos encabezaría una campaña nacional e internacional para “crucificar” a la cantante Danay Suárez. Estoy cultivando el libre ejercicio de un periodismo crítico e informado.

El activista LGBTI cubano Yadiel Cepero lo señaló acertadamente en las redes sociales: “La noticia debió darse con todos sus elementos, por una parte reconociendo que Danay Suárez  fue premiada con una Gaviota de Plata  (excepcional) y al mismo tiempo  analizando los contenidos de la canción y sus implicaciones para la sociedad chilena y los derechos de la mujer en general. No estamos ante un problema de libertad de expresión.  Granma es el órgano oficial de un Partido Comunista que lidera una Revolución marxista leninista y martiana, en un estado laico, donde se reconoce el aborto como un derecho de la mujer desde antes de 1959, entonces que aparezca un artículo elogiando a una cantante que gana un concurso no por modificar la letra y romper las reglas del concurso, sino por proyectar un discurso antiaborto, es cuando menos una incoherencia”.

Revisa la entrevista en el link original.

Paquitoeldecuba.com
Comentarios

Te invitamos a comentar y participar de esta discusión. Todo comentario que atente contra los derechos humanos y se centre en la grosería para descalificar, no será admitido en el presente espacio de debate ciudadano.