Miguel Krassnoff es condenado por el asesinato del periodista Augusto Carmona

Reconocido comunicador fue acribillado por la CNI en diciembre de 1977, cuando ingresaba a su hogar en San Miguel. Junto a Krassnoff Martchenco, fue sentenciado Basclay Zapata y otros cuatro agentes del aparato represor de la dictadura.

19 May 11:05
#Chile, #Justicia y DD.HH, #Portada

El pasado 16 de mayo la Segunda Sala de la Corte Suprema condenó a seis agentes de la Central Nacional de Informaciones (CNI) por el homicidio del reconocido periodista de la revista Punto Final Augusto Carmona Acevedo, crimen ocurrido el 7 de diciembre de 1977 en la comuna de San Miguel.

Los agentes Miguel Krassnoff Martchenko, Enrique Sandoval Arancibia, Manuel Provis Carrasco, José Fuentes Torres, Luis Torres Méndez y Basclay Zapata Reyes fueron sentenciados a la pena de 10 años y un día de presidio por su responsabilidad en el asesinato del también miembro del MIR. Por otra parte, se absolvió a la agente Teresa del Carmen Osorio Navarro.

La  investigación del ministro en visita de la Corte de Apelaciones de Santiago, Leopoldo Llanos, determinó que el 7 de diciembre de 1977 agentes de la Central Nacional de Informaciones (CNI) realizaron la detención de Inés Naranjo Ponce, militante del MIR y enlace de Carmona, quien bajo torturas reveló el domicilio de este último en San Miguel.

Al llegar al lugar, detalla el fallo, una veintena de vehículos cubrieron toda una manzana en dicha comuna, luego de lo cual un numeroso grupo de civiles de la CNI fuertemente armados entraron disparando y allanando la vivienda de Carmona. No había nadie, por lo que se quedaron en el interior del inmueble. “Alrededor de la medianoche llegó caminando por la calle, rumbo a su domicilio, Augusto Carmona Acevedo, el que se paró frente al umbral de la vivienda (…) y extrajo unas llaves para abrir la cerradura de la puerta. En ese momento le dispararon desde dentro del inmueble, en dos o tres oportunidades, cayendo en la acera“, detalla la resolución.

Luego de eso los agentes que se encontraban en el interior de la casa ingresaron al inmueble el cuerpo del periodista, para luego abandonar el lugar. “Tales hechos se estimaron como constitutivos del delito de homicidio calificado por la alevosía y premeditación conocida”, se apunta en la sentencia.

En el aspecto civil se condenó al Fisco a pagar una indemnización de doscientos millones de pesos a los familiares de la víctima.

Comentarios

Te invitamos a comentar y participar de esta discusión. Todo comentario que atente contra los derechos humanos y se centre en la grosería para descalificar, no será admitido en el presente espacio de debate ciudadano.