Acción legal pide tres años de presidio

Pareja lésbica que debió abandonar su casa ante amenazas y agresiones presentó querella

Afectadas debieron dejar hogar donde vivían hace tres años debido a amenazas de muerte, insultos, agresiones físicas y ataques a la propiedad privada.

Dominique Moreau y Melannie León

Con el patrocinio del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), las jóvenes Dominique Moreau (28) y Melannie León (25) presentaron este martes una querella contra los responsables de agredirlas física y verbalmente durante dos años en razón de su orientación sexual, hechos que terminaron con la salida de la pareja de su casa por temor a perder la vida.

La querella por el delito consumado de amenazas -que exige aplicar el agravante contemplado en la Ley Zamudio- fue presentada en el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago contra Érika Lizana, su hija Javiera Sepúlveda y el esposo de esta última, Jorge Areco, todos ex vecinos de la pareja lésbica.

En ese sentido, la abogada del Movilh, Paola Jiménez, explicó que con la querella se están pidiendo tres años de presidio y que los hechos constituyen “discriminación arbitraria fundada en la orientación sexual, situación que configura la circunstancia agravante contemplada en la Ley Zamudio”.

Te puede interesar: Pareja lésbica debe abandonar su casa por amenazas de muerte de sus vecinos

Los hechos

De acuerdo a lo informado por el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual, fue el pasado 27 de agosto cuando Dominique y Melannie debieron abandonar la casa donde vivían hace tres años debido a los abusos que tres días antes -según se ha denunciado- “se habían traducido en explícitas amenazas de muerte, en la destrucción de las plantas de la pareja y el lanzamiento de pintura roja en el frontis de toda su vivienda”, relata la agrupación, que califica el hecho como “un atentado lesbofóbico sin precedentes”.

“Lesbianas cochinas”, “lesbianas drogadictas y alcohólicas”, “mariconas de mierda” y ”perras sarnosas” son algunos de los insultos que la pareja escuchaba a diario, de acuerdo a lo que relata el Movilh. Durante el último mes, añaden, “se agregaron las amenazas de asesinarlas con una pistola, así como los golpes con una pala contra una de ellas”.

Así quedó la casa de la pareja tras ataque

El dirigente del Movilh, Rolando Jiménez, declaró que “estos deleznables hechos no pueden quedar impunes. Aquí se alteró toda la vida de una familia producto de la lesbofobia”. Junto con ello, concluyó: “Esperamos la máxima sanción posible contra los responsables”.

El Ciudadano Fuente: Movilh
Comentarios

Te invitamos a comentar y participar de esta discusión. Todo comentario que atente contra los derechos humanos y se centre en la grosería para descalificar, no será admitido en el presente espacio de debate ciudadano.