A continuación, extendemos el análisis del werken del LofMapu de Karilafken, Pablo Huaiquilao, quien participó en la sesión de la Comisión de Evaluación del Medio Ambiente del Gobierno Regional de la Araucanía, quien aprobó el 14 de julio por 7 votos a 4 el proyecto hidroeléctrico Añihuarraqui que afecta el Lof Mapu Trankura en la comuna de Curarrehue.

PABLO

Se extiende su nota:

Este martes pasado fuimos testigos y protagonistas de un capitulo lleno de vergüenza e indignación. Hoy me atrevo a expresar estas palabras con un poco de más calma, después de dos días me atrevo a expresar estas pocas palabras que quizás estén en la boca y mente de quienes fuimos testigos de lo acontecido en la Intendencia regional de la Araucanía, porque creo que lo sucedido no puede quedar oculto, debe conocerse y debe servir de aprendizaje.

Lo sucedido en la votación del proyecto Central Hidroeléctrica Añihuarraqui es una vergüenza, no solo por la votación de las llamadas autoridades chilenas, sino también por la indignante actuación del Director del SEA regional Ricardo Moreno quien se mostró evidentemente y sin descaro alguno, como el principal interesado en la aprobación de este proyecto, así como también de la evaluadora del proyecto que hizo una magistral exposición, dejando muy en claro que existían las condiciones para que este se aprobara. Pero quizás esto ya lo sabíamos, sabíamos que los funcionarios públicos chilenos no se caracterizan por su probidad y que son fácilmente corrompibles, eso lo sabemos, quizás es más fuerte evidenciar que este sistema está hecho técnicamente para facilitar sustancialmente la aprobación de los proyectos en nuestros territorios. Ser testigos presenciales de una farsa es muy fuerte, darse cuenta que todo lo que dijimos en su momento, respecto a la consulta indígena era cierto, ¿de qué sirve la consulta indígena?, ¿sirvió de algo el publicitado proceso de la consulta a la consulta?. Duele saber que teníamos razón al no participar, saber que los yanakonas se llenaron los bolsillos para prestarse a un proceso que solo beneficia a las empresas. Cuando nos dijeron que la consulta indígena incorporaría a los procesos de evaluación todas las fundadas razones por las cuales los territorios nos oponíamos a los proyectos que nos afectan en forma sustancial, siempre dudamos de esta aseveración, y teníamos razón: La consulta indígena no sirve de nada.

Este sistema de evaluación tiene entonces serias anomalías. No puede ser posible que la afectación de un proyecto a un camino tenga la misma ponderación de los impactos de este mismo proyecto a la vida espiritual de todo un Lof Mapuche. Y para apoyarse en su decisión los Seremis dieron los argumentos más irrisorios, que Chile necesita energía, que sin energía no hay turismo, que estamos conformes con las medidas de mitigación, que hay que reactivar la economía o que simplemente la ley nos ampara, todos argumentos que se caían como se caen las palabras que se pronuncian sin interés e ignorancia, con el sesgo brutal de una sociedad egoísta y desinteresada por el otro. ¿Cómo pueden personas tan alejadas de la realidad, tan ignorantes y desinteresados por la vida de las personas, tan soberbios y desafiantes, tomar decisiones tan importantes, que afectan tan profundamente a las personas y a los territorios, solo utilizando como criterio para su votación papeles técnicos hechos por funcionarios tan ignorantes y desinteresados como ellos?. Este gobierno se acaba de farrear la oportunidad de crear un proceso de entendimiento, por más que lo hayamos intentado, queda claro que no nos quieren entender. Veo claramente el debut y despedida de la aplicación de la Consulta Indígena en los procesos de evaluación ambiental, No hay garantía alguna de imparcialidad y de correcta ponderación de nuestras fundadas razones.

Este capítulo me reafirma que nuestra lucha será muy grande, que los gobiernos no aprenderán nunca a convivir con lo Mapuche, que las llamadas autoridades no tienen autoridad moral. Pero por otro lado me deja en la retina la convicción de que en Curarrehue hay mujeres y hombre con tanto Newen, con tanto amor por su tierra, por su cultura y por su espiritualidad que jamás descansarán hasta expulsar a los nuevos usurpadores. Gracias Pu lamngen, pu peñi, mujeres, hombres, jóvenes, ancianos y niños, gente linda y luchadora de Curarrehue, por el ejemplo que nos acaban de dar, porque a pesar de todos los obstáculos, de las coimas, de los yanaconas y de las leyes, nos han mostrado que hay Newen y que hay mucho todavía porqué luchar.

Marrichiwew!!!

Pablo Huaiquilao

Werken de Karilafken

Vía Mapuexpress

Escandalosa votación: Gobierno aprueba proyecto hidroeléctrico Añihuarraqui – Curarrehue

Hoy se vota controvertido proyecto hidroeléctrico que amenaza Curarrehue

No more articles