Acusan deficiencias en metología del trabajo

Consejo de Pueblos Atacameños por Consulta Indígena para nueva Constitución: “El Gobierno perdió una oportunidad histórica”

Agrupaciones plantean que la instancia se podría haber traducido en "un trabajo completo, genuino y ajustado a los estándares internacionales".

A través de una declaración pública, este lunes el Consejo de Pueblos Atacameños -organización indígena con más de 20 años de existencia- manifestó sus reparos al proceso de Consulta Indígena llevado a cabo por el Gobierno, en el marco del desarrollo de una nueva Constitución para Chile.

Si bien reconocieron avances en materia de derechos de los pueblos indígenas, sostienen que “el gobierno de Chile, sus autoridades, perdieron una oportunidad histórica de hacer un trabajo completo, genuino y ajustado a los estándares internacionales”.

La organización participó en el Diálogo Nacional llevado a cabo entre el 16 de octubre y el pasado 4 de noviembre, demostrando así su disposición a conversar con el Estado, considerando la elaboración de una nueva carta magna como “un momento para que se reconfigure el Estado en democracia”. Sin embargo, acusaron “graves deficiencias” en la metodología de trabajo. En ese sentido, señalan que “no se ha ajustado en los términos y estándares del Convenio 169 de la OIT, de la Declaración de Naciones Unidas sobre Pueblos Indígenas, ni de la Declaración Americana sobre Pueblos Indígenas”.

El Consejo argumenta que, por ejemplo, como comunidades hicieron llegar una propuesta metodológica que contenía la manera y los plazos para llevar a cabo una Consulta Indígena ajustada a su realidad y a la forma de trabajar, la que -dicen- “no fue considerada en la mayoría de los puntos”.

Respecto de las cuestiones más profundas de un diálogo con los pueblos originarios, señalan que “no hemos venido más que a exigir que el Estado de Chile se ponga al día con lo que él mismo se obligó en su calidad de sujeto de derecho internacional, mediante la suscripción de declaraciones, tratados y todo instrumento en el cual trata el reconocimiento, promoción, fortalecimiento de los derechos para los Pueblos Indígenas”.

Territorio, agua y Asamblea Constituyente

Entre los puntos que se han podido acordar, el Consejo reconoce los de interpretación de la nueva Constitución; representación y participación política; derecho a la salud, consulta y la libre determinación. No obstante, advierten que no hay medidas de acuerdo respecto al tema del territorio, “un derecho que a nuestro juicio es fundamental para ejercer la libre determinación y continuar desarrollando nuestra cultura y existencia como Pueblos Indígenas”, señalan. En ese sentido, aseguran que “el Estado no tuvo disposición de avanzar en el reconocimiento del mismo, solo planteaba un reconocimiento insuficiente y superficial, que no otorga reparación a lo que por más de 200 años de vida republicana e institucional, como Pueblos Indígenas, nos ha sido negada la restitución de nuestros territorios y el poder sobre los mismos”.

Respecto de esa demanda, realizan una critica al Gobierno, asegurando que “no tuvo la voluntad política de avanzar, pues precisamente (el derecho al territorio), viene en reconfigurar al Estado chileno en su estructura política, jurídica, y económica de matriz neoliberal y profundamente extractivista”. “Una condición necesaria para el reconocimiento constitucional de los pueblos indígenas es definir el carácter plurinacional del Estado, como un principio fundamental”, añaden.

Los representantes en la mesa de diálogo relevaron igualmente la urgencia de considerar la relación de los pueblos originarios con el agua, denunciando que la tramitación en el Congreso de una reforma al Código de Aguas “no ha sido consultada en los términos del Convenio 169”. “Entendemos que es nuestro derecho exigirla y obligación del Estado cumplirla”, declaran.

Expuesto esto, el Consejo de Pueblos Atacameños realiza un llamado a las autoridades “a cumplir con las obligaciones internacionales que pesan sobre ellos, en cuanto al respeto de los tratados, declaraciones, convenciones y todo instrumento de derechos humanos que reconocen, promocionan y fortalecen nuestros derechos”. Junto con ello, demandan del gobierno que se instalará a contar de marzo del próximo año, una Asamblea Constituyente “para que esta nueva Constitución sea votada en democracia y con la participación de todas y todos”, y que en ella se considere la solicitud que todos los pueblos indígenas de Chile manifestaron en el proceso de Diálogo Nacional.

Por último, la organización solicita dejar sin efecto los decretos supremos 66 y 40 que regulan actualmente la Consulta Indígena en Chile; la no aplicación de la Ley Antiterrorista para miembros de los pueblos indígenas, especialmente para el mapuche; y que el Convenio 169 de la OIT y la Declaración de Naciones Unidas sobre Pueblos Indígenas tengan rango constitucional.

Finalmente, el Consejo de Pueblos Atacameños aprovecha la instancia para hacer un llamado a una movilización nacional, “para que la nueva Constitución sea deliberada y votada por una Asamblea Constituyente, en un marco de paz, unidad en la diversidad y democracia”.

Puedes leer la declaración completa del Consejo acá.

Declaración Consejo de Pueblos Atacameños por Consulta Indígena para nueva Constitución by El Ciudadano on Scribd

El Ciudadano
Comentarios

Te invitamos a comentar y participar de esta discusión. Todo comentario que atente contra los derechos humanos y se centre en la grosería para descalificar, no será admitido en el presente espacio de debate ciudadano.