La víctima, madre de tres hijos, ha fallecido a causa de las heridas que ha sufrido tras ser agredida

Un perro de raza pitbull. GETTY

Este miércoles, una mujer de 40 años, murió en el municipio de Puntallana, en la isla de La Palma (provincia de Tenerife), debido a las heridas que ha sufrido tras ser atacada por su propio mascota pitbull, una raza potencialmente peligrosa, según han informado fuentes de la Guardia Civil. La agresión del perro a la víctima, que era madre de tres hijos, se ha producido en el jardín de su propio domicilio.

Los hechos han ocurrido al rededor de las 14.30 en la tarde. A esa hora la policía local ha alertado al Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad del Gobierno de Canarias para indicar que un perro había agredido a una mujer y que esta precisaba asistencia sanitaria.

La mujer, atacada en su vivienda, que se ubica en la zona de La Camacha, ya había fallecido cuando los recursos sanitarios llegaron al domicilio. La Guardia Civil, que ha abatido al pitbull, se ha hecho cargo del caso y ha abierto una investigación para esclarecer en qué contexto se ha producido el ataque que ha causado la muerte de la víctima y para saber si esta tenía los permisos del perro en regla.

Los Pitbulls están calificados en la ley española como Perros Potencialmente Peligrosos, y como tal, deben cumplir una serie de requisitos, tanto él, como el dueño.

En la teoría, son unos requisitos para que la sociedad esté segura ante tu intención de tener un perro que puede ser peligroso.

Vía El País

No more articles