• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    La relatora especial de las Naciones Unidas sobre el Derecho a la Alimentación, Hilal Elver, cuestionó al Gobierno de Mauricio Macri en Argentina por desatender las necesidades de la población en un país que produce lo suficiente para cubrirlas.

    “El Gobierno debería tomar más en cuenta el impacto directo e indirecto de sus medidas de austeridad sobre la accesibilidad a los alimentos por los más pobres en la sociedad argentina”, manifestó Elver en una comparecencia con periodistas.

    El país suramericano produce alimentos suficientes para cubrir la demanda de 450 millones de personas, y, sin embargo, casi cuatro millones de una población de 44 no comen lo necesario para vivir, reflexionó Elver.

    “Defender el derecho a la alimentación cuando hay crisis económica en el país es una obligación legal del Gobierno y una cuestión de derechos humanos”, reflexionó la relatora.

    Agro insostenible

    La representante de la ONU, que recorrió el país durante diez días y visitó la provincia de Buenos Aires y la de Chaco (norte), observó que el modelo agroexportador, del que en buena parte depende la economía argentina, se basa en la producción intensiva de la soja y del maíz transgénicos, lo que incide en la inseguridad alimentaria.

    “La agricultura industrial está causando tasas de deforestación peligrosamente altas, con cifras cercanas a los 27 millones de hectáreas por año”, a lo que se suma el empleo masivo de agroquímicos, entre ellos el glifosato, señaló.

    La relatora puso énfasis en “el verdadero costo a largo plazo de la agricultura industrial, principalmente el impacto social y económico en las personas, como así también su efecto adverso sobre los recursos ambientales y la diversidad biológica”, dado que “no sólo debe considerarse la rentabilidad y el crecimiento económico a corto plazo”.

    Agricultura familiar

    En paralelo, el Gobierno descuida la agricultura familiar, que engloba a casi el 80% de los agricultores en el país y que produce aproximadamente la mitad de la fruta y verdura que se consumen en el territorio argentino.

    “Soy crítica respecto a la decisión del Gobierno de aprovechar la crisis económica actual para desmantelar el apoyo al sector de la agricultura familiar mediante el despido de cerca de 500 trabajadores y expertos del Ministerio de Agroindustria”, objetó.

    Los precios mundiales de los alimentos

    Durante su visita, la especialista constató que un mayor número de personas, incluidos niños, acude a comedores sociales o bien se salta comidas.

    “En situaciones de crisis con una inflación extremadamente alta, las personas que ya son vulnerables, como los campesinos que no poseen tierras, los trabajadores agrícolas, los migrantes y pueblos originarios, sufren más, y el medio de subsistencia de muchos está en riesgo”, advirtió.

    Tras reunirse con diversos representantes del gobierno de Macri, de la sociedad civil y de comunidades indígenas, la relatora también alertó que en Argentina se consume la mayor cantidad de comida ultraprocesada de toda la región, lo que lleva a que el 60% de la ciudadanía tenga sobrepeso o sea obesa, incluido un 40% de niños.

    Argentina atraviesa una crisis económica desde mediados de abril a raíz de la depreciación de su moneda y que llevó al Ejecutivo a pedir ayuda al Fondo Monetario Internacional (FMI).

    AMLO frente a la encrucijada de los agrotóxicos y cultivos transgénicos

    El 48,1 % de los niños en Argentina sufre pobreza

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...