• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Comuneros de Sella Rumicancha, en Tarija, Bolivia, bloquearon las entradas a la empresa que ejecuta una represa y seguirán con la medida de presión hasta que les indemnicen por sus tierras y casas, que quedarán inundadas por el embalse en construcción.

    “Estamos andando dos años, la gobernación no nos paga, por eso hemos determinado de que paren el trabajo hoy estamos en bloqueo”, enfatizó Olga Fernández Cardozo al precisar que los engañan de reunión en reunión.

    La representante comunitaria manifestó su molestia y la de 30 afectados que ya no quieren más reuniones, sino que les paguen por sus tierras cultivables y casas, que quedarán inundadas por el nuevo lago artificial.

    “La ABT (Autoridad de Fiscalización de Bosques) ha ido y se ha burlado del campesino, nos ha puesto un precio tirado por el suelo, si tenía ocho cuartos, con el dinero que piensan darme no tendré ni tres cuartos”, aseveró la comunera.

    “Nosotros queremos que nos cumplan, tierra por tierra, hectárea por hectárea, la palabra que nosotros damos cumplimos, aunque no haya papeles nosotros cumplimos, así somos la gente del campo”, prosiguió al criticar incumplimiento de compromisos.

    Los afectados insisten en el pago comprometido y criticaron a la gobernación por la insolvencia, pese a que los mejores terrenos para el cultivo y la producción agrícola, quedarán sumergidos en las profundidades del nuevo embalse.

    La señora Yola Arce Méndez, quien dijo ser la primera afectada, expresó que es una pena donde vive actualmente, porque la represa que construyen está al lado de su casa.

    “La represa tiene un avance del 80 % a mí me ha tapado del todo mi casita. Una casa ya me han volteado, la otra está sobre una barranca, temblando y no hay solución. Mis animales mueren despeñados”, dijo.

    Comunidades beneficiadas

    La represa de Rumicancha es financiada en un 50 % por la gobernación y la otra mitad del Gobierno nacional. Prevé dotar agua a la región y mejorar cualitativamente el rubro agropecuario.

    Las comunidades beneficiarias con este proyecto son ocho: Sella Quebrada, Sella Rumicancha, Sella Méndez, Sella Candelaria, Sella Cercado, San Pedro de Buena vista, Monte Cercado y Monte Méndez.

    La Marcha por el Tipnis, una reflexión urgente

    Lizama e Hidroituango: dos saldos ambientales negativos de la gestión de Santos

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...