• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    A cuatro años del fatídico megaincendio que afectó a la parte alta de Valparaíso, el alcalde porteño, Jorge Sharp, compartió con un grupo de vecinos y dirigentes de los diversos cerros afectados, donde se abordaron temas relacionados con la reconstrucción y las obras pendientes.

    En la ocasión, Sharp se refirió a la deuda que aún existe con las familias damnificadas: “Creo que hoy es posible tener cifras más claras del estado en que se encuentra la reconstrucción. Mencionar que de los 509 millones de dólares que se comprometieron por parte de la Presidenta Bachelet en su momento, solamente el 44% de ese presupuesto se ha ejecutado. Por tanto, nosotros creemos que todavía hay una deuda pendiente en materia de reconstrucción”.

    Asimismo, el edil hizo un llamado al Gobierno Regional para gestionar el consultorio de Las Cañas, un postergado anhelo de los vecinos del sector: “Uno de los temas más sensibles es la reconstrucción del consultorio Las Cañas, por lo que nosotros hacemos un llamado al Gobierno Regional a ponerse a disposición de esta demanda, que hasta hace muy poco habíamos estado avanzando con el Gobierno anterior. Hoy día lo que requerimos es liberar un terreno que nos permita contar con este consultorio, recursos y diseños existen, solamente nos falta el terreno”, afirmó Sharp.

    El jefe comunal también solicitó públicamente al Gobierno medidas definitivas para los afectados: “Esperamos poder contar con la disposición del Gobierno para poder dar solución definitiva al problema que aún aqueja, a 4 años del megaincendio, a Las Cañas, El Litre, La Cruz, y a todos los cerros afectados. El llamado es a ponerse a trabajar y ojalá en un plazo corto poder resolver estos problemas”.

    Esta misma inquietud existe entre los afectados y sus familias, lo cual se ve reflejado en las palabras de Reinaldo Muñoz, presidente de la junta de vecinos #14 del cerro Merced, quien se refirió a lo mal que se ha coordinado el proceso de reconstrucción.

    “La Presidenta Bachelet invirtió hartos recursos, lamentablemente hay mucha gente que se enriqueció a raíz de la desgracia de nosotros, porque si es verdad que se han hecho hartas casas y calles, el problema es que las casas están mal hechas, tenemos muchas denuncias por eso, hay un universo de 3 mil casas y hay recién recepcionadas como 300 casas, porque las otras están mal hechas. Nosotros estamos luchando desde el día uno para que nos manden un ITO, que Serviu se preocupe de solucionar los problemas de la gente, de ver que las casas estén bien construidas y no se ha hecho. Por una parte, el Estado coloca recursos frescos y por otro lado, los recursos no se utilizan bien”, denunció el vecino.

    Por su parte, Luz Flores, presidenta de la junta de vecinos #186 del cerro El Litre, agradeció a todos quienes apoyaron y apoyan este proceso: “Si hablamos del avance ha sido impresionante, un cambio total en nuestra visión. Yo sé que hay muchos tropiezos en la reconstrucción, cosas que no se han podido canalizar como corresponde, muchos errores, pero se ha visto un adelanto enorme en nuestros barrios. Se hizo notar que nuestras autoridades se sacaron la venda de los ojos acerca de la realidad de nuestros cerros, se dieron cuenta que realmente si no hay recursos para nuestros barrios, no sirve de nada que sigamos batallando y luchando, si los recursos no llegan”.

    Daños por incendios forestales se redujeron un 94% en Valparaíso

    Desde que la Alcaldía Ciudadana asumió el desafío de disminuir los siniestros en la comuna, se comenzó a elaborar un Plan Maestro que entregara las directrices para evitar que estos hechos ocurran.

    Al respecto, el alcalde Jorge Sharp afirmó que “esperamos que los incendios del 2014 y 2017 queden en la historia de la ciudad y que no vuelvan a pasar nunca más. No vamos a descansar hasta que no haya ningún incendio en la comuna, ese es un objetivo ambicioso y complejo pero que durante esta temporada hemos logrado avanzar en concreto”.

    Efectivamente, en el periodo 2018, se estimó una disminución de un 94% en los incendios forestales, esto gracias a dos ejes relevantes en la prevención. Lo primero es la conformación de la comisión ciudadana para la construcción de un Plan Maestro que enfrente los riesgos y busque proponer una planificación para poder gestionar de manera más eficaz el riesgo en Valparaíso. Lo segundo, es a través del equipo de emergencia, quienes prepararon a la ciudad para poder enfrentar de mejor manera los incendios.

    “En base a este trabajo se puede demostrar que las cifras que hemos logrado al cierre de esta temporada de incendio son las mejores de estos últimos 20 años. Desde el año 1998 no teníamos una tasa tan baja de incendios, esto habla del trabajo que hemos realizado con el Departamento de Emergencia, en labores preventivas, en materia de capacitación a dirigentes sociales, a desmalezados durante esta temporada”, dijo el alcalde.

    Ezio Passadore, encargado de Emergencias del municipio, informó por su parte que “la planificación que nosotros desarrollamos se basó principalmente en la información que el Plan Maestro de Gestión de Incendios nos entregó. Ellos trabajaron en las estadísticas de los últimos 20 años en incendios forestales en la comuna de Valparaíso. Se marcaron los lugares de mayor ocurrencia de incendios forestales y sobre esos lugares nosotros hicimos un trabajo de notificación, de educación, de prevención y de retiro de desechos forestales”.

    “Donde se hizo este trabajo tuvimos cero emergencia forestal este año, con lo cual estamos demostrando que con prevención, con educación, con participación y con planificación podemos mitigar los riesgos forestales en la ciudad de Valparaíso. Este año, en particular, hemos pasado de ser una ciudad sufriente como venía siendo Valparaíso desde hace varios años, a una ciudad que es capaz de exportar un modelo de riesgo hacia el resto de Chile. Recordemos que varias comunas de la región lamentablemente aumentaron su cantidad de hectáreas quemadas y emergencia forestales, sin embargo Valparaíso la redujo”, concluyó Passadore.

    Quien también se refirió al positivo balance que dejó esta temporada de incendios fue Marcelo Lagos, geógrafo y especialista en desastres naturales, quien, tras su visita a Valparaíso, con motivo de la inauguración del año académico del Instituto de Geografía de la Universidad Católica de Valparaíso, comentó esta buena noticia.

    “La única forma de convivir con el riesgo es mirarlo de frente, y esto implica aprender de los errores del pasado. Los grandes incendios que afectaron a la ciudad hace algunos años atrás pusieron sobre la mesa los altos índices de exposición a este tipo de fenómenos, y claramente, la campaña que ha hecho la municipalidad tanto de articulación y coordinación con los sistemas de emergencia local, pero, principalmente, de educar a la comunidad, se han traducido en la disminución de incendios. Comunidades educadas siempre van a ser comunidades preparadas, esa conversación doméstica, esa conversación de barrio, esa conducta proactiva de disminuir los niveles de exposición y saber reaccionar en los momentos de emergencia rápidamente, son claves para lograr asentamientos humanos más seguros”, dijo el especialista.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...