Por medio de Facebook, la agrupación ambientalista Ñuble Libre denunció que la empresa Hidroñuble realiza trabajos fuera de plazos establecidos en la resolución exenta n° 218 del año 2007, que califica ambientalmente favorable al proyecto “Central Ñuble de pasada”.

Desde Ñuble Libre apuntan que la resolución señala, respecto a los plazos de ejecución de la obra, lo siguiente: “dado que la etapa de construcción del proyecto contempla una duración de 3 años (página 89, ítem 6.7). Al respecto, alegan que los tres años de ejecución los contabilizan desde el 1 de abril del año 2014 fecha en que la empresa Hidroñuble o Hidroeléctrica Ñuble Spa titular del proyecto, informó sobre el inicio de ejecución de las obras a la Superintendencia de Medio Ambiente (SMA).

“La continuación de las obras fuera del plazo establecido en Res.Ex. N°218/2007, implica por extensión, la continuación de los impactos ambientales sin haber sido estos, evaluados, compensados, ni mitigados según cada caso. Dicho incumplimiento debe considerarse de extrema gravedad por los efectos directos en la población y el medioambiente”, indican en su página de Facebook.

En este sentido, advierten que la iniciativa ha generado impactos como la tensión y polarización social, afectación psicológica por extensión en el tiempo de la afectación en calidad de vida.

También denuncian el aumento sustancial de tránsito de vehículos menores y mayores por las rutas y caminos comunales y la utilización de infraestructura social y servicios básicos por trabajadores de la empresa (CESFAM, Recintos de Salud de Educación, sistema de otros).

Como si fuera poco, la agrupación ambientalista denunció que este jueves “la empresa Hidroñuble desvió el río Ñuble para comenzar a construir la represa de su megacentral de pasada. Todo esto, teniendo vencido el plazo de construcción establecido en la RCA, y con un bajísimo porcentaje del proyecto total construido”.

El Ciudadano

Loading...
No Hay Más Artículos