• El Ciudadano | Edición Internacional
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • En los anuncios en Educación agendados para este lunes, el presidente Sebastián Piñera se comprometió a “llegar al 90% más vulnerable” y adelantó, además, una reformulación del sistema de capacitaciones estatal.

    El mandatario presentó el proyecto de ley de gratuidad en institutos profesionales (IP) y centros de formación técnica (CFT), que establece la ampliación del beneficio al 70% de las familias más vulnerables a partir del próximo año.

    Según Piñera “serán 13 mil estudiantes los beneficiados”. La iniciativa se enmarca en los llamados cuatro grandes objetivos del Gobierno en materia educacional: mejorar la calidad de la Educación en todos los niveles, ampliar la cobertura de educación preescolar, fortalecer sistema de capacitación de trabajadores y potenciar el sistema de educación técnico profesional, a nivel superior y escolar.

    “La gratuidad en la educación superior ha llegado para quedarse, no habrá lucro en la educación superior universitaria de nuestro país”, aseguró Piñera en La Moneda.

    Mientras el mandatario hacía el anuncio en el Palacio de gobierno, en un punto de prensa, frente al monumento a Salvador Allende, los voceros de la CONFECH le respondían.

    CONFECH responde

    Sandra Beltrami, presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad ARCIS, apuntó al hecho de que el Presidente haya afirmado que hoy existe “una deuda con la educación técnica”.

    “Lo que nosotros señalamos es que hay una enorme deuda del Estado de Chile con todos los estudiantes que no pueden estudiar porque no tiene recursos para ello, con los endeudados también, con los estudiantes de las universidades en crisis, y también con aquellos que pagan altos aranceles y reciben una muy baja calidad en educación”, espetó la dirigenta.

    Beltrami planteó dudas igualmente respecto a las intenciones de esta medida. “No estamos en contra de que se aumenten los tramos de la gratuidad, pero sí tenemos varias aprensiones y una de esas es quiénes son realmente los verdaderos beneficiarios de la gratuidad de Sebastián Piñera, si son los estudiantes de los CFT e IP o son los empresarios de la educación”, cuestionó.

    Sandra Beltrami

    Para la dirigenta de la Universidad ARCIS, se sigue permitiendo el lucro en los IP y CFT. “Los grandes beneficiarios son quienes van a lucrar con los recursos públicos, que están destinados a la gratuidad en nuestro país”, dijo. “La gratuidad de Piñera es una educación que es poco igualitaria (…) no puede ser que las personas que no tengan recursos estén obligados a estudiar educación técnica, y no puedan optar a la universitaria”, agregó.

    Por su parte, Francisco Morales, presidente de la FEUC y también vocero de la CONFECH, junto con apuntar al lucro en los IP y CFT, puso el hincapié en la calidad de la educación en dichas instituciones. “Si permitimos la gratuidad a un 90%, estamos permitiendo que se aumente la matrícula y que se perjudique la calidad de la educación allí. Se están generando dos tipos de educación: quienes necesitan más, solo están llamados a tener estas carreras profesionales; y solo quienes tienen más posibilidades y recursos económicos pueden acceder a ciertas universidades, y eso es un problema. No podemos seguir mirando la educación como algo desigual”.

    Se informó que el costo asociado a la medida anunciada hoy por Piñera será de 19.527 millones el primer año. “Con esto aumentará a 167 mil estudiantes el total de estudiantes de CFT e IP que cursarán estudios gratuitos a contar del próximo año, con un costo total de 310 mil millones anuales”, informó al respecto Diario Financiero.

    Vea el punto de prensa de los voceros de la CONFECH

    Loading...