• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Una nueva protesta protagonizaron este sábado los vecinos de las comunas de Quintero y Puchuncaví, en rechazo a la grave situación de contaminación que afecta a ambas localidades. Según consignaron distintos medios locales, la marcha terminó con algunos desórdenes provocados por la acción de Fuerzas Especiales de Carabineros.

    Uno de los asistentes a la manifestación, el diputado Diego Ibáñez (MA), declaró al respecto que “esta es la primera movilización en solidaridad nacional, no solamente por Quintero y Puchuncaví, sino que por otras comunas que son zonas de sacrificio: Huasco, Coronel, Tocopilla, Mejillones”.

    El parlamentario del Frente Amplio añadió que “solucionar un problema en Quintero y Puchuncaví es también avanzar hacia una solución histórica para un modelo de desarrollo que está creando zonas de sacrificio. Hoy a nombre del crecimiento económico se está vulnerando los derechos humanos de la gente”.

    Ibáñez puntualizó que esperan que el Gobierno decrete zona de catástrofe sanitaria y ambiental en el territorio afectado, junto a dar una solución estructural al problema de la contaminación, homologando las normas medio ambientales a estándares internacionales.

    Por su parte, la Consejera Regional, Tania Valenzuela, afirmó que “en el último pleno del Consejo Regional, a través de la comisión de Medio Ambiente, se logró oficiar al Minvu de manera formal para poder frenar la expansión del cordón industrial en las comunas de Quintero y Puchuncaví”.

    “Se oficiará de manera formal a la Contraloría para que investigue el procedimiento que hubo cuando se aprobó la ampliación del borde costero” (para la instalación de más empresas), y que esperan que las medidas que se apliquen en esta zona puedan replicarse en todo el país”, detalló Valenzuela.

    En ese sentido, de acuerdo al reporte de radio Bío Bío, fueron más de 300 las personas que se reunieron a marchar en forma pacífica con pancartas, batucadas y mascarillas, pero al llegar personal de Carabineros comenzó un altercado cuando detuvieron a una mujer embarazada, en momentos en que los efectivos intentaban disuadir la manifestación, según reportaron a la emisora algunas personas que se encontraban en el lugar.

    Foto portada: Radio Bío Bío

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...