• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    26 mil unidades del popular juguete “Slime” fueron decomisadas por la Seremi de Salud de la Región Metropolitana, junto a efectivos de la Policía de Investigaciones (PDI), luego de un operativo de fiscalización en una galería comercial del barrio Meiggs en Estación Central, la que buscó pesquisar la importación de estos juguetes y exigir a los comerciantes que acrediten con exámenes de laboratorio que las sustancias presentes en esta masa industrial industrial no son tóxicas.

    Al respecto, la Seremi de Salud, Rosa Oyarce, alertó sobre los problemas con este juguete, que motivaron la alerta internacional y la razón del retiro desde el mercado chileno.

    “Las organizaciones de padres y consumidores de España están preocupadas por el incremento de intoxicaciones relacionadas con el slime casero. Sabemos que el bórax (borato de sodio) es el causante de diferentes complicaciones, desde molestias estomacales hasta intoxicaciones severas si el químico se maneja de manera incorrecta, pero no sabemos qué sustancias o elementos están presentes en el slime que se vende en los negocios”, explicó la autoridad de salud metropolitana.

    Oyarce añadió sobre este punto que “los importadores y comerciantes deben disponer de la documentación de origen que acredite la inocuidad de este juguete y si estos certificados no vienen desde el país de origen, son los comerciantes los responsables de demostrar que los productos que venden son inocuos”.

    Asimismo, la autoridad detalló que el uso del bórax en la preparación del juguete llevó a la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) de España, a difundir una alerta internacional debido al aumento de las intoxicaciones en menores de edad por ingestión y heridas dérmicas provocadas por este compuesto. De hecho, en la Región Metropolitana, durante el último año, ya se han notificado 14 niños con quemaduras químicas por el uso del “Slime”.

    Sobre las unidades decomisadas, Oyarce dijo que dichos productos se “retendrán” hasta que los comerciantes demuestren con análisis y ensayos de seguridad que el slime industrial es seguro.

    Sobre a la fabricación “casera” de este juguete, la seremi recomendó a los adultos supervisar a los niños en esta actividad: “Queremos hacer un llamado, especialmente a los padres o adultos responsables, a vigilar a los niños mientras elaboran este juguete en su casa, porque se han reportado accidentes donde niños han terminado con quemaduras químicas en las manos al utilizar bórax y con problemas gastrointestinales tras ingerirlo”.

    “El contacto directo con el bórax puede producir irritación de la piel, mucosas de los ojos, la nariz, el tracto respiratorio y la piel. La ingestión del bórax puede ser muy peligrosa; las dosis letales mínimas rondan entre los 2 a 3 gramos en niños menores de 5 años, de 5 a 6 gramos en niños entre los 5 y 10 años y de 15 a 20 gramos en adultos”, puntualizó Oyarce.

    En el procedimiento realizado en Meiggs, también se hallaron varios “Crescencios”, figuras de hidrogel que crecen con el agua hasta nueve veces su tamaño original y que pueden representar un peligro de asfixia y de obstrucción intestinal si se tragan. El año pasado, la Autoridad Sanitaria ya había prohibido su venta, por lo que esta vez, los efectivos de la PDI requisaron todos los productos encontrados.

    Fuente: La Nación

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...