• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Este martes, vecinos de la comuna de Linares realizaron una denuncia a distintas instituciones por la intervención con maquinaria pesada que realizó un empresario en el cauce del río Achibueno en el sector de Monte Oscuro de dicha comuna, con el objetivo de construir pozones para uso particular.

    Por ello, durante esta jornada, funcionarios de la Dirección General de Aguas (DGA) realizaron una visita a terreno para constatar la intervención. Además, se han realizado denuncias ante la Corporación Nacional Forestal (CONAF) y la Brigada de Delitos Ambientales de Policía de Investigaciones (PDI).

    De acuerdo a los vecinos, al menos una retroexcavadora intervino el caudal del río Achibueno frente un sector privado en el hotel Lodge Punta Tricahue en el sector de Monte Oscuro. “Allí el propietario del punta Tricahue Ramón Menéndez interrumpió el caudal del río para construir”, indicó la denuncia ingresada a la DGA.

    Los denunciantes insistieron que el empresario de transporte Ramón Menéndez Azcárraga, quien tiene propiedad sobre el Hotel Tricahue, es el responsable de la alteración del caudal del río y tala de bosque nativo en la zona ribereña.

    Recordemos que el curso superior del río Achibueno conserva extensos bosques nativos que destacan por una alta diversidad de especies. Su valle presenta una relativamente bajas perturbaciones humanas, y se caracteriza por una gran variedad de ambientes con aguas profundas (pozones), zonas de rápidos y planicies litorales.

    La zona es reconocida y valorada por la población local y es considerada como una zona prioritaria para la conservación de la biodiversidad del centro-sur de Chile. De hecho, en 2015 fue declarada como Santuario de la Naturaleza.

    En este contexto, las intervenciones con maquinaria pesada en los cursos de agua pueden generar cambios de las características del río, pudiendo afectar a las comunidades biológicas incluyendo peces nativos por el efecto “barrera” de las obras de construcción. Además, en la zona se ha reportado la presencia especies de árboles y arbustos en delicado estado de conservación.

    Asimismo, estas alteraciones pueden generarse tanto con la construcción de caminos, centrales hidroeléctricas, embalses de distinto tipo y también con la infraestructura para negocios turísticos.

    Fuente: Resumen

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...