Fármaco para tratar Alzheimer podría ser usado para la reparación natural de dientes dañados

diente e instrumentos

Científicos encontraron una forma de regenerar los dientes dañados, en un trabajo que podría significar un importante avance para la salud dental, informa The Independent.

Los investigadores, de la Universidad King’s College de Londres (KCL), descubrieron que la droga Tideglusib, diseñada para tratar el Alzheimer, estimula el crecimiento de nueva dentina, la que puede volver a llenar grandes cavidades en los dientes.

Los dientes naturalmente regeneran su dentina cuando las áreas dañadas son pequeñas, pero cuando las caries son muy grandes, los odontólogos deben limpiarla y obturarla (hacer tapaduras), para que el diente no se pierda.

«La simpleza de nuestro enfoque lo hace ideal como un producto dental para el tratamiento natural de las caries grandes, proveyendo protección a la pulpa dentaria y restaurando el diente», dice el conductor del estudio, profesor Paul Sharpe, quien publicó el paper en la revista científica Scientific Reports.

«Además, usar una droga que ya se ha probado en ensayos clínicos para la enfermedad de Alzheimer, ofrece una verdadera oportunidad para tener este tratamiento dental rápidamente en las cínicas», agrega el investigador.

Cuando un diente está dañado, la pulpa interna, que es blanda, queda expuesta, lo que pone al diente en riesgo de infecciones. Cuando esto pasa, una capa de dentina (el material duro que recubre a los dientes) tiende a crecer, llenando el agujero y sellando el diente para proteger la pulpa.

Tooth-Filling

Pero los investigadores descubrieron que este mecanismo de reparación natural se puede estimular usando el fármaco Tideglusib, que había sido probado para varios trastornos neurológicos (incluyendo el Alzheimer).

La droga actúa estimulando las células madre, que se pueden convertir en cualquier clase de tejido en el organismo y que está presente en la pulpa dentaria, creando nueva dentina.

Para el estudio, los investigadores usaron el fármaco junto a una enzima llamada ‘glucógeno sintasa’ y la aplicaron en los dientes, en una esponja biodegradable hecha a base de colágeno. A medida que la esponja se degradaba, se iba reemplazando por dentina, en un proceso que terminó en una «reparación completa y natural», como describe un comunicado entregado por la KCL, a través del diario The Independent.

«Cuando hay infección o la obturación falla, los dentistas deben removerla y obturar un área que es mayor que la que está afectada, y luego de muchos tratamientos, eventualmente es necesario extraerlo», publica la KCL. Por eso los investigadores ven una ventaja en este nuevo tratamiento natural y concluyen que el procedimiento podría reducir la cantidad de tratamientos com obturaciones convencionales.

El Ciudadano

4,171,066FansMe gusta
115,936SeguidoresSeguir
290,276SeguidoresSeguir
16,279SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

Un japonés es el pimer ciego en cruzar el Pacífico sin...

El japonés Mitsuhiro Iwamoto tuvo que ser rescatado durante su primer intento de cruzar el Pacífico en 2013.   Un navegante japonés se convirtió este sábado en el...