• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El presidente de Colombia, Iván Duque, se disfraza de defensor de los más necesitados cuando se trata de criticar al Gobierno de Venezuela, pero cuando le toca mirar las goteras de su propio techo prefiere vendarse los ojos.

    Al Mandatario le encanta hablar por estos días de Cúcuta, la capital del Departamento Norte de Santander y fronteriza con el territorio venezolano, porque por allí intentarán forzar el ingreso de la supuesta “ayuda humanitaria” al país vecino.

    Sin embargo, no le gusta encarar los grandes males que viene arrastrando esa región ante la indiferencia de las autoridades colombianas.

    Nadie puede negar que en los años que precedieron la crisis económica venezolana, en la época de bonanza por los altos precios del petróleo, los habitantes de Cúcuta fueron unos de los que más se beneficiaron con las oportunidades que ofrecía Venezuela.

    En agosto de 2018, el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE) reveló que Cúcuta fue uno de los lugares que registró una de las mayores tasas de desempleo en la nación (15,5 %) entre mayo y julio de ese año.

    Además, la tasa de informalidad se estima en un promedio del 70 %.

    Desde 2016, indicadores como la pobreza y la desnutrición infantil vienen registrando ascensos. Ese año, 40 de cada 100 habitantes tenían dificultades para asumir sus gastos básicos, reseñó Sputnik.

    Para 2017, según cifras del DANE, las ciudades que presentaron mayor pobreza monetaria fueron Quibdó (47,9 %), Riohacha (46,9 %), Florencia (33,7 %), Cúcuta (33.5 %), Valledupar (33,4 %) y Santa Marta (32,9 %).

    Por otro lado, las cifras del programa “Cúcuta cómo vamos” reflejaban que el 14,64 % de los niños de 0 a 5 años sufrían desnutrición crónica.

    Tomado del Ministerio de Comunicación de Venezuela.

    Según un informe del Ministerio de Salud y Hacienda de Colombia de 2018, el 22 % de los hospitales públicos están técnicamente cerrados en Cúcuta

    Tomado del Ministerio de Comunicación de Venezuela.

    Además, el Norte de Santander está entre los departamentos que tienen una alta tasa de asesinatos de líderes sociales. Hasta diciembre del pasado año se había registrado la muerte de 23 activistas comunitarios, refirió Telesur. 

    En este escenario, resulta irónico que sea justo en esa ciudad donde un grupo de reconocidos artistas internacionales darán un concierto con la excusa de recaudar dinero para Venezuela y ―además― funciona como centro de acopio de la “ayuda humanitaria”.

    Sin embargo, no sorprende, pues a Duque y al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, lo único que les importa en este momento es consumar el golpe de Estado contra el presidente reelecto de Venezuela, Nicolás Maduro.

    Mientras el show continúa en la frontera, los habitantes de Cúcuta verán pasar por sus narices insumos y recursos que a ellos también les hacen falta desde hace años.

    Gobierno de Venezuela prevé jornada médica y de alimentos para colombianos este 22 y 23 de febrero

    3,5 millones de colombianos viven en la pobreza extrema

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...