• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Este jueves, medios locales dieron a conocer sobre la partida física del escritor Sergio Pitol, quien a sus 85 años  falleció en su casa de Xalapa, ubicada en la capital del Estado de Veracruz, a cauda de una fuerte complicación producto de afasia progresiva.

    En este sentido, diversas personalidades ligadas a la cultura mexicana expresaron su solidaridad ante a su familiares y amigos ante este acontecimiento que quedará marcado para la historia cultural del país.

    Por su parte, a través de la red social Twitter, La directora general del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), Lidia Camacho expresó “El maestro Sergio Pitol es una figura central de nuestra literatura. Descanse en paz y abramos, otra vez, sus libros, que tanto nos descubrieron”.

    A su vez, la secretaria mexicana de Cultura, María Cristina García Cepeda destacó el gran aporte que Sergio Pitol hizo al mundo de la literatura mexicana e internacional.

    “Celebramos su vida y legado literario, en el cual aportó a las letras universales una obra narrativa original, traducciones y ensayos que perdurarán a través de los años”, indicó García Cepeda.

    Uno de los logros más resaltante de la vida del este escritor y traductor mexicano, se consolidó en el año 2005 cuando fue galardonado con el Premio Miguel de Cervantes, uno de los reconocimientos más importantes otorgado por el Rey de España a los más destacados escritores españoles e hispanoamericanos.

    Sergio Pitol Demeneghi, quien se consolidó como un destacado escritor, traductor y diplomático mexicano  nació el 18 de marzo de 1933, en Puebla, México. Aunque su infancia estuvo marcada por dolorosos acontecimientos como la muerte de su madre, padre y hermana menos, este no desistió en su pasión que se centraba, en ese entonces, en la lectura.

    Asimismo, pese a que por varios años Pinol tuvo que lidiar con esta enfermedad neurológica, eso no impidió que fuera el creador de obras tan destacadas como El desfile del amor y El arte de la fuga.

     

     

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...