• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El Comité de Ética independiente de la FIFA decidió suspender provisionalmente al presidente de la Federación Afgana de Fútbol (AFF), Keramuddin Keram, de todas las actividades relacionadas con el deporte, debido a una investigación en curso sobre denuncias de supuestos abusos sexuales a integrantes de la selección femenina.

    A través de un comunicado, el organismo rector del fútbol mundial explica que la medida aplica por un lapso de 90 días a partir de su notificación, aunque “puede ser extendidaen espera de los procedimientos sobre el fondo del caso”.

    Keram y otros cinco funcionarios ya habían sido suspendidos de sus funciones en Afganistán el fin de semana, antes de la declaración de la FIFA de este miércoles.

    Las averiguaciones fueron emprendidas luego de que el periódico británico The Guardian informó el mes pasado que algunas futbolistas denunciaron acoso de parte de dirigentes de la AFF.

    Según el rotativo, los supuestos abusos tuvieron lugar dentro de la propia sede de la Federación y en un campo de entrenamiento en Jordania, en febrero de este año.

    El secretario general de la AFF, Sayed Alireza Aqazada, en conferencia de prensa. Foto: Web

    Acto seguido, la AFF negó las acusaciones y las calificó de “falsas historias”. Sin embargo, dijo que cooperaría con cualquier investigación.

    “Ningún abuso sexual fue cometido sobre ninguna chica de la selección nacional”, aseguró el secretario general, Sayed Alireza Aqazada, en una conferencia de prensa.

    A inicios de este mes, el Comité Olímpico de Afganistán (COA) destapó la verdad sobre lo que parecía un triunfo social y deportivo: admitió que algunas futbolistas —quienes habían logrado practicar el deporte pese a las restricciones en el país— “fueron víctimas de abuso sexual”, reseñó El Comercio.

    Hafizullah Rahimi, quien está al frente del COA, expresó. “Tristemente, estas preocupaciones nos han llegado. El abuso sexual existe, no únicamente en la Federación de Fútbol, sino también en otras federaciones deportivas, y tenemos que luchar contra eso“.

    Palabra empeñada

    Una vez se conoció la denuncia de The Guardian, el presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, ordenó una investigación.

    El caso salió a la luz pública cuando una excapitana de la selección árabe, Khalida Popal, huyera del país en 2016 por las amenazas de muerte. La deportista desveló algunos de los testimonios de compañeras que habían sufrido abusos sexuales y violaciones.

    Los actos violatorios según dijo, se habrían cometido durante una concentración del equipo en Jordania.

    En declaraciones recogidas por la BBC, Popal contó desde Dinamarca, donde vive desde 2011, que había sido testigo del abuso sexual y físico por parte de los técnicos en contra de niñas y jóvenes.

    Lo peor de esta situación es que “en vez de expulsarlos del cargo o castigarlos, (los responsables) fueron promovidos“, indicó.

    Por tal motivo, la FIFA aseveró este miércoles que la suspensión de Keramuddin Keram permitirá llevar a cabo una investigación en profundidad, recabar pruebas y asegurar la justicia.

    Y es que, el presidente Ghani ya ha reconocido la gravedad de las denuncias y dijo, en contra parte, que “iban a escandalizar a todos los afganos”.

    “Si estos alegatos provocan que nuestra gente deje de enviar a sus hijos a hacer deporte, necesitamos actuar inmediatamente y de manera exhaustiva”, aseveró.

    Sin patrocinio

    Las denuncias han generado, además del rechazo y la condena de la sociedad, la cancelación del patrocinio deportivo a la AFF, luego de que Hummel, la empresa de ropa deportiva danesa, se enterara del asunto.

    Algunos testimonios

    Las pruebas vienen de primera mano y revelan acoso sexual e intimidación de parte de directivos y técnicos que chantajeaban a las futuras jugadoras, a cambio de un lugar en la selección nacional, o por una oportunidad de jugar en el extranjero.

    Una de ellas contó a la BBC que un técnico le había dicho: “Muéstrame qué tan bella eres, porque solo las chicas bonitas quedarán en el equipo“.

    Las amenazas de muerte también pululan en el ambiente, pero Popal confía en que su voz sea escuchada, tomada en cuenta y pueda cambiar la vida de muchas personas: “Sé que mi voz puede cambiar el sistema”.

    Fútbol: Marruecos cuestionó imparcialidad de la FIFA

    FIFA investiga declaraciones nacionalistas de jugador croata

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...