• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El delantero Zlatan Ibrahimovic es una estrella de la Major League Soccer (MLS), pero a pesar de su grandioso debut en esta liga estadounidense, no se compromete a jugar otra temporada con Los Angeles Galaxy, su actual equipo.

    Reporta 17 goles en 22 partidos disputados y, si bien, tiene contrato hasta el próximo año, generó controversia la semana pasada con sus declaraciones a la prensa acerca de su futuro, pues dijo a los periodistas que no está listo para tomar la decisión de pasar un segundo año en el sur de California.

    Según recoge Los Angeles Times, su permanencia en este conjunto es algo que debe pensar, de hecho, sostiene que debe discutirlo. “No sé. Tengo que discutirlo (…) Este no es el momento para hablar de eso. Es algo que discutiré con el club. Lo que quieren, lo que quiero. Así que ya veremos”, declaró.

    Mientras la temporada llega a su fin y con cinco juegos por delante, el sueco afirma sentirse bien físicamente: “Me siento fuerte, me siento bien. Estoy produciendo. Así que solo necesito ganar juegos y luego todo es perfecto”.

    Tiene una buena marca con esta franquicia, pero no habla de alguna aspiración personal y mucho menos se aventura a estar persiguiendo un lugar en los playoffs de la Conferencia Oeste, dado que ya ha hablado de su frustración acerca del posicionamiento del Galaxy en la MLS.

    Actualmente, Los Angeles Galaxy se encuentran en medio de una racha de siete partidos sin victorias y despidió al entrenador Sigi Schmid a principios de este mes”, apunta ESPN.

    Militar con este equipo para él es un desafío diferente: “El equipo con el que jugué (Manchester United), tuve la sensación de que éramos imbatibles. Nadie podía destruirnos. Destruiríamos a todos”.

    Por añadidura, se debe considerar que Ibrahimovic devenga el cuarto mejor salario en la MLS: está ganando solo 1,5 millones de dólares este año, debido a su lesión en la rodilla. A esta cifra se le debe deducir la multa que le impuso la MLS — una cantidad no revelada– por segunda vez en un mes, por poner sus manos en la cabeza de un oponente.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...