Aunque futbolistas como Cristiano Ronaldo o Lionel Messi, las máximas estrellas del fútbol mundial, generan enormes beneficios y tienen salarios astronómicos, ningún de ellos se puede denominar como “el futbolista más rico del mundo”, ya que ese título recae en un joven jugador del club Leicester City de la Premier League inglesa, informa The Mirror.

Este joven de 19 años se llama Faiq Jefri Bolkiah y es sobrino del sultán de Brunéi, Hassanal Bolkiah, cuya fortuna asciende a 20.000 millones de dólares.

El deportista nació en Los Ángeles, EE.UU., y aunque comenzó su carrera en Reino Unido, decidió representar a Brunéi en varios torneos internacionales. Ya lo hizo nueve veces e incluso metió un gol.

En cuanto al porqué de su decisión de convertirse en futbolista a pesar de que heredará una enorme fortuna, Faiq Jefri Bolkiah asegura en una entrevista que este deporte le gustó desde siempre y que sigue jugándolo desde niño, señala RT en español. 

En este sentido, agradeció a los padres su apoyo y recordó que lo entrenaban en la niñez de forma “muy dura psicológica y físicamente”.

Durante un determinado período de su vida, el padre del futbolista, Jefri Bolkiah, gastaba alrededor de 47 millones de dólares mensuales en coches, relojes y otros artículos de lujo, acumulando unos 2.300 coches, según informaciones citadas por The Mirror.

Asimismo, el diario británico recalca que para celebrar su 50.º cumpleaños ordenó construir un estadio e incluso contrató al legendario cantante estadounidense Michael Jackson para que le ofreciera un concierto privado.

No more articles