• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Los constantes bombardeos emprendidos por el Reino de Arabia Saudita contra la República de Yemen, han dejado miles de civiles fallecidos, lo que ha sido condenado por la Organización de Naciones Unidas (ONU) y movimientos sociales del mundo.

    En este sentido, este lunes el organismo internacional consideró urgente la aplicación de la justicia contra los responsables de estos ataques mortales y exigió a la coalición liderada por Arabia Saudí la rendición de cuentas.

    La nueva Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos (Acnudh), Michelle Bachelet, hizo un llamado a los agresores a una mayor transparencia en su actuación en Yemen.

    Asimismo solicitó poner fin a sus ataques aéreos indiscriminados contra la población civil. Una postura defendida por el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, quien recientemente solicitó una “investigación inmediata, transparente e integral”.

    El nuevo intento mediador para poner fin al conflicto, que ha generado la peor crisis humanitaria actual en el mundo, ha fracasado por la ausencia de los rebeldes hutíes en Ginebra, donde debían tener lugar las consultas.

    Así lo declaró el pasado sábado, el enviado especial de Naciones Unidas, Martin Griffiths, quien resaltó que continuará sus esfuerzos de paz pese al colapso de las conversaciones convocadas.

    Griffiths, que se ha reunido con la delegación gubernamental, adelantó que en los próximos días mantendrá encuentros con los representantes de los rebeldes en las capitales de Yemen y Omán, Saná y Mascate, respectivamente.

    Desde marzo de 2015, esta contienda armada desigual ha dejado, según informes, 50.000 yemeníes muertos, considerado como la mayor tragedia humanitaria de la actualidad.

    En tres años y medio el conflicto yemení también ha provocado epidemias como el cólera, hambruna, entre otras desastrosas consecuencias.

    Según Naciones Unidas, el 75 % de la población -22 millones de personas- necesita asistencia humanitaria para sobrevivir; el 55 % -16 millones- no tiene acceso a agua potable ni saneamiento, y 2,9 millones de mujeres y niños padecen de desnutrición aguda.

    A.L.

    España no quiere más niños muertos en Yemen y paraliza venta de 400 bombas inteligentes

    Arabia Saudí admite que fue “un error” bombardear autobús con 40 niños en Yemen

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...