• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    La filial de El Mercurio instalada en Valdivia tiene nuevos planes. Abrir en el corto plazo un periódico en la ciudad de La Unión y al parecer otro en Panguipulli. Su afán de control de la comunicación escrita parece no detenerse, pero para El Ciudadano esta es una batalla que recién comienza: seguimos siendo David contra Goliat, un medio escrito pequeño que trata las noticias que ellos no quieren contar a la ciudadanía, un periódico que se atreve a desafiar al poder que la cadena mercurial sigue teniendo de su lado y que no está dispuesta a perder.

    Este es el libre mercado. ¿Justo? ¿Igualdad de condiciones? En fin, no podemos quedarnos sentados esperando que alguien nos venga a arreglar el competitivo mercado que se avizora para la prensa escrita local. Por ello hemos decidido abrir una nueva oficina, esta vez en la capital regional, Valdivia, la ciudad en que –allá por el año 1974, no por casualidad cuando comenzaba la dictadura- se instaló un brazo textual de un diario santiaguino, un diario “extranjero” del que sus mismos lectores dicen hoy estar aburridos, un medio que da trabajo a colegas y compañeros de universidad, pero que pone restricciones a su capacidad crítica del entorno social al momento de publicar.
    Queremos dejar claro que no se trata de atacar al equipo humano que trabaja para la gran máquina Edwards, ellos no son los culpables. El tema, creemos, es mucho más profundo y guarda relación con que El Ciudadano ha ganado espacio en el mercado de la nueva región, la gente de Valdivia y las comunas nos ha tomado cariño y aprecio, los avisadores se han dado cuenta que somos un medio atractivo para publicar, y eso al Austral le duele profundamente, ya que a fin de cuentas, estamos tomando una pequeña parte de la tajada que estaban acostumbrados a que sólo fuese suya.
    En el Chile actual existen datos interesantes en el fenómeno de la prensa escrita; uno de ellos es lo que ha venido haciendo la gente de Publimetro, diario perteneciente a una cadena transnacional fundada en Suecia, y que circula en nuestro país de forma gratuita.
    Publimetro partió en Santiago hace 6 años y hoy llega a 10 ciudades de Chile. Tal vez lo que quiere el tabloide de Valdivia, sea un diario gratis en su ciudad. El sistema neoliberal que tanto defienden les podría jugar una mala pasada, un periódico de origen sueco ya llega hasta la octava región, un quincenario local que va para diario, recién ha cumplido un año y ya tiene oficina en Valdivia…

    Bruno Sommer

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...