• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El presidente de Estados Unidos (EE. UU.), Donald Trump, llegó a Bruselas para participar en la cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (Otan) y antes de sostener un encuentro con el secretario de este bloque militar, Jens Stoltenberg, el mandatario calificó a Alemania de ser una “prisionera de Rusia”, al permitir la construcción del gasoducto Nord Stream 2.

    Esta infraestructura de 1.220 kilómetros -que teje una controversia política- se tenderá por el fondo del mar Báltico, desde Víborg (Rusia) hasta Greifswald (Alemania), para el suministro del recurso.

    Según ha declarado el líder estadounidense, citado por RT en su portal web, “Alemania está completamente controlada por Rusia” debido a que “tras la construcción de ese nuevo gasoducto [Nord Stream 2], más del 70 % de su gas natural se lo suministrará” Moscú.

    Al respecto, Trump ha destacado la paradoja que supone que Berlín “pague miles de millones de dólares a Rusia” y los norteamericanos “tengamos que defenderlos de ese país”.

    Foto: Sputniknews

    El mandatario también ha vuelto a criticar a los países de la Otan por no aportar la cantidad que les corresponde. “EE.UU. paga demasiado y otros países no pagan lo suficiente”, una situación que “sucede desde hace décadas” y resulta “desproporcionada e injusta para los contribuyentes estadounidenses”.

    En concreto, el mandatario norteamericano ha destacado que Alemania aporta “poco más del 1 %”, algo que estima “inapropiado”, informa el mencionado medio.

    Ha insistido en que todos los miembros de la Otan deben cumplir su compromiso de 2014 de invertir al menos el 2 % de su producto interior bruto en gasto militar, a fin de que la nación norteamericana reduzca su carga financiera en ese ámbito.

    Luego de Bruselas, Trump viajará al Reino Unido – su primera visita a este país en donde le esperan protestas por su presencia-, para reunirse con la primera ministra Theresa May y la reina Isabel II. Luego tiene programado un encuentro con su par ruso, Vladirmir Putin, en Finlandia, informan varios medios.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...