• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Pagar a México 20 millones de dólares para que expulse a miles de inmigrantes indocumentados, es la nueva propuesta del Gobierno del presidente de Estados Unidos, (EE.UU.) Donald Trump.

    “Esta planteamiento  es parte de un esfuerzo multidisciplinario para atajar la crisis en nuestra frontera sur”, aseguró la vocera del Departamento de Seguridad, Katie Waldman.

    De acuerdo a la portavoz, la medida buscaría aliviar los flujos migratorios que llegan a EE.UU. por la zona limítrofe meridional.

    Lograr la deportación de al menos 17.000 personas que se encuentran en el territorio azteca de forma ilegal y que provienen de otros países, (Centro américa y el Caribe), con intención de ingresar a los Estados Unidos es la misión de este posible financiamiento. La Administración de Trump planteó al Congreso utilizar la mencionada cantidad de los fondos de asistencia al extranjero para que  México pueda transportar y agilizar el preceso de deportación.

    “Estamos trabajando estrechamente con nuestros compañeros mexicanos para combatir el aumento de las detenciones en la frontera, con un 38 % más de familias arrestadas en el mes de agosto, para asegurar que quienes tengan peticiones legítimas tengan las protecciones apropiadas”, argumentó la portavoz.

    La propuesta llega después de que en los dos últimos años Trump haya reiterado una y otra vez que se construirá un “gran muro” en la frontera sur y que será México quien pague por este.

    El planteamiento también se hace  después de que la secretaria de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, se reuniera con el secretario de Relaciones Exteriores mexicano, Luis Videgaray, en Washington, tal y como informó la diplomacia del país latinoamericano en Twitter.“Dieron continuidad a los trabajos en materia de cooperación migratoria y seguridad entre ambos países”

    La mencionada política fue catalogada por el director de la organización sin ánimo de lucro estadounidense, Foro Nacional de Inmigración, Ali Noorani, como “desesperación”.

    Este nuevo paso se enmarca en un contexto en el que el Gobierno ha tratado de impulsar distintas estrategias para reducir la inmigración, incluida las políticas de “tolerancia cero” y separación de familias con niños, situación que ha causado la indignación de millones de personas y el reclamo claro de la comunidad internacional.

    Fuente: Noticias 24

    DS.

    Continúa leyendo

    EE.UU.: El drama de la migración infantil (FOTOREPORTAJE)

     

    Una escritora de EE.UU. propone bombardear México para acabar con la migración

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...