• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Hoy les haremos disfrutar con un delicioso bizcocho de marihuana, tan fácil de hacer que seguro no os resistiréis a probar. Todo lo que necesitaremos lo encontraremos en nuestra cocina excepción de la marihuana, que preferiblemente la obtendremos de nuestro autocultivo.

    as

    INGREDIENTES PARA EL BIZCOCHO DE MARIHUANA

    • 1 yogur
    • 2 vasos de azúcar
    • 3 vasos de harina
    • 4 huevos
    • 1 sobre de levadura
    • 1 vaso de mantequilla de marihuana

    El bizcocho en sí, es el típico 3,2,1 , pero nosotros le echamos 4 huevos en lugar de los 3 de la receta original, porque así sale mucho más esponjoso, pero dejamos la elección en tus manos, prueba uno y otro para sacar conclusiones.

      1. Usaremos el mismo vasito del yogur para las medidas de los demás ingredientes. Si no dispones de mantequilla de marihuana, en su lugar añade un vaso de aceite de girasol y usa de 5 a 8 gramos de cogollos bien molidos, reduciendo un poco la cantidad de harina.
      2. Enciende el horno antes de nada, que vaya calentando a 160º. Y empezamos separando las claras de las yemas, batiendo las yemas hasta el punto de nieve. Hace falta esfuerzo y paciencia, pero una pizquita de sal y una batidora con barillas nos ayudará a enseguida tener el primer paso hecho. No te pases con la sal, por favor! Si bien ayuda a montar las claras, no conviertas un delicioso dulce en un bollo salado. Otro truqui es sacar los huevos un buen rato antes del frigorífico, las claras montan más rápido si están a temperatura ambiente.

    sda

    1. Cuando las claras estén montadas, añadimos el azúcar, la harina y batimos ya con cuidado, mejor con una varilla y a mano. Si le damos mucha energía, perderemos el volumen conseguido montando las claras, esas pequeñas burbujitas que después le darán más esponjosidad y mejor textura. Así que movimientos lentos, pero constantes.
    2. Por otro lado batimos las yemas de los huevos junto con la levadura y el yogur, añadiéndolo después a la premezcla de nuestras claras montadas, azúcar y harina, repitiendo la operación de remover suavemente, pero asegurándose que no queden grumos de harina.
    3. Terminamos templando la mantequilla de cannabis en el microondas o en un cazo para añadirla al final, terminando con un último mezclado de los ingredientes antes de pasar a un molde y meter al horno. Si optas por usar cogollos en lugar de mantequilla de marihuana, simplemente tendrás que añadirlos triturados junto con la harina, y el aceite en frío en lugar de la mantequilla.
    4. El molde, antiadherente, lo untaremos bien con aceite o mantequilla. Vertemos nuestra masa en el molde y lo introducimos al horno, ya caliente a 160º durante por unos 30-40 minutos. Procura no abrir el horno durante ese tiempo, perdería calor y tardaría más en hacerse. Por el color que irá tomando por arriba, puedes hacerte una idea de cuando más o menos estará listo, pero para asegurarse pínchalo con un palito de brochetas o palillo para asegurarse de que su interior esté totalmente hecho. Si el palito sale limpio, ya estará listo.
    5. Deja enfriar, desmolda y ya tienes tu delicioso bizcocho de marihuana. Tardarás algo más en hacerlo que en leer este post, pero el tiempo total rondará los 45 minutos y te aseguramos que en cuanto pruebes el primer trozo te encantará.

    Puedes variar de mil maneras la receta, añadir frutos secos como nueces, almendras o avellanas, sustituir el yogur por la misma cantidad de kiwi o pera batida, añadir cacao en polvo, café soluble, ralladura de naranja, limón o lima… pues experimentar con lo que se te ocurra, siempre manteniendo la lógica en las proporciones de los ingredientes.

    asd

    TEN EN CUENTA

    La marihuana fumada, tiene un efecto casi inmediato y es más sencillo controlar los excesos. En cambio, ingerida tiene unos efectos más retardados, puesto que quizá hasta pasada una hora no comencemos a notar sus efectos. Ten ésto en cuenta y si es la primera vez que comes marihuana, empieza por pequeñas dosis, por muy sabroso que te resulte el bizcocho, no vaya a ser que te pases y tu primera experiencia desees olvidarla. Para empezar, medio gramo por persona está bien, calcula más o menos cual sería la porción de bizcocho.

    No invites nunca a nadie a un bizcocho de marihuana sin haberle advertido antes de lo que va a comer, por muy bien que pensemos que lo vamos a pasar. Podremos pasarlo muy bien en reuniones de amigos, pero sabiendo todos lo que estamos comiendo. Los efectos de la marihuana ingerida son muy diversos, con subidas y bajas constantes que pueden causar malas sensaciones, más aún si no comprendemos a que se pueden deber. Tenlo en cuenta.

    aas

    Ni que decir tiene, que preferiblemente usaremos siempre marihuana que hayamos cultivado nosotros o de quien sepamos que no ha usado ningún tipo de pesticida o cualquier otro producto tóxico que pueda resultar dañino.

    Por último, ya sólo nos queda desearte un ¡Buen provecho!

     

    Fuente: Cannabislandia 

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...