• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Este jueves el Tribunal Oral en lo Penal de Angol dio a conocer la sentencia en contra del ex sargento segundo de Carabineros, Cristian Rivera Silva, por su responsabilidad en el baleo al joven mapuche Brandon Hernández Huentecol, hecho ocurrido el 18 de diciembre de 2016.

    El uniformado -quien fue condenado por los delitos de lesiones graves y vejación injusta- recibió esta jornada una pena de 3 años y 541 días de presidio, aunque no irá a la cárcel luego de que haya sido beneficiado con el cumplimiento de la sentencia bajo la modalidad de libertad vigilada intensiva.

    Cabe recordar que Cristian Rivera percutó su escopeta sobre la espalda de Brandon Hernández Huentecol, impactándolo con 180 perdigones, de los cuales unos 80 aún permanecen en el cuerpo del joven que al momento del ataque tenía 17 años, debido al riesgo que implica intervenirlo para poder retirárselos.

    Reconstitución de escena del ataque contra Brandon Hernández

    No obstante ello, el ex sargento fue absuelto de apremios ilegítimos, que era el delito por el que lo acusó originalmente la Fiscalía, y por el que arriesgaba 10 años de prisión.

    Durante el insólito operativo de diciembre de 2016 en donde resultó herido Brandon Hernández, también fue víctima de la injustificada violencia policial su hermano de tan solo 13 años, Isaías Hernández, a quien los policías redujeron en el piso apuntándolo con sus armas, razón por la que Brandon decidió intervenir.

    Durante el juicio, el ex sargento segundo Cristian Rivera negó haber sido él quien efectuó el brutal disparo, deslizando la tesis de que el responsable habría sido otro de los policías que participaban del operativo, lo que no concuerda con la versión de su propio abogado entregada con anterioridad, quien había reconocido que el uniformado había percutado su arma.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...