• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    hugo1

    Imágenes: Fondo Familia Riveros Silva

    Se precisan caracoles fuertes que de la noche saquen al sol para alumbrar las ramas negras que está tapando aquel nubarrón. El caracol. Osvaldo Torres

    Hugo Riveros Gómez[1] nació el 3 de noviembre de 1952 en Viña del Mar, en la región de Valparaíso. Estudió en la Escuela de Bellas Artes en la misma ciudad desde 1966 hasta 1973, y a partir de 1976 Diseño en la Universidad Católica de Santiago.

    Fue integrante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) y estando en Santiago comenzó a trabajar en el Centro Experimental de Arte CEA, donde había talleres de teatro, literatura y pintura que tenían como objetivo principal aliviar la situación de los hijos de los detenidos-desaparecidos como de los hijos de los presos políticos.

    hugo2

    Hugo Riveros Gómez[2]

    Huyendo de la represión, el pintor había viajado a Alemania en 1979, pero optó por regresar a Chile por su compromiso político en el MIR. En noviembre de 1980 fue detenido por la CNI y procesado por la Fiscalía Militar, consiguiendo la libertad bajo fianza en marzo de 1981[3]. “Mientras estuvo detenido en el Cuartel de Borgoño logró ver por un costado de su venda los principales detalles de ese cuartel, y a algunos de sus captores”[4]. Además, estuvo recluido en la Penitenciaría y la cárcel de Buin, antes de ser liberado.

    El mismo Hugo Riveros recuerda su detención: “Cuando caí detenido, ese primer día, me dije: muchos pa­saron por la tortura, muchos se quebraron bajo la tortura, y muchos tampoco pudieron salir de aquí. No sabía cómo iba a terminar, pero sea lo que fuera, iba a tener que asumirlo. Sé lo que significa este compromiso, el costo de cuando uno cae. Lo único que me preocupaba en ese momento eran mi compañera y mi hijo (Miguel Edgardo”)[5].

    “Durante sus detenciones y en el período de libertad que tuvo, sus pinturas, fueron sacadas en forma clandestina del país de diversas maneras, llegando a Alemania donde residía su viuda Myriam Silva, quien agrupó la obra y puso al cuidado del Hamburger Institut für Sozialforschung (HIS), institución que además se encargó de su difusión en ese país y otros europeos”[6].

    hugo3

    Imágenes: Fondo Familia Riveros Silva

    Una vez liberado, afirma la Comisión de Verdad y Reconciliación: “Fue capaz de reconstituir en sus dibujos las imágenes captadas. Los dibujos de Hugo Riveros, incluyendo los rostros de más de una docena de agentes de la CNI, fueron enviados al exterior pero uno de los paquetes despachados fue interceptado por la CNI[7].

    El 7 de julio de 1981 a las 14:30 horas, Hugo Riveros fue sacado de su casa con los ojos vendados por cuatro sujetos jóvenes armados, que lo introdujeron a la fuerza a un automóvil azul oscuro[8]. «Su cuerpo fue encontrado la noche del día siguiente, apuñalado, en un camino cerca de la central hidroeléctrica de los Maitenes en el Cajón del Maipo. Un Comando denominado Gamma se atribuyó la muerte»[9].

    La Comisión de Verdad y Reconciliación señala que: “Esa misma noche, concluyendo su trabajo en la maestranza San Juan, en la comuna de Pudahuel, Óscar Polanco Valenzuela, militante del PS, se dirigió a un encuentro con tres amigos. Salió de la oficina y caminó hacia Mapocho. A poco andar en la esquina de las calles Molina Levín y Mapocho se encontró con un amigo con quien inició un breve diálogo. Un automóvil de color blanco se aproximó lentamente a ellos. Tres hombres viajaban en su in­terior. A corta distancia en otro vehículo viajaban dos hombres y una mujer. Uno de ellos lo llamó, Polanco se acercó al vehículo y en ese instante recibió la descarga de una pistola ametralladora blandida por uno de los pasajeros. Polanco cayó herido de muerte mientras los vehículos de los atacantes se perdían. Un Comando denominado Gamma se atribuyó su muerte, al igual que la de Hugo Riveros (cuyo caso se mencionó más arriba) indicando que habían actuado en represalia por la muerte de un agente de la CNI, ocurrida días antes en San Miguel[10]. La Comisión, consi­derando los antecedentes reunidos, ha llegado a la convicción de que Óscar Polanco fue ejecutado en la vía pública por hechores no identificados, presumiblemente agentes de la CNI u otros agentes estatales o civiles al servicio del Estado[11].

    En El Rebelde, el MIR afirmó que: “Los asesinatos del artista Hugo Riveros y del empleado admi­nistrativo Óscar Polanco, dan un buen ejemplo de la existencia de bandas derechistas. El crimen de ambos demócratas, por su forma y brutalidad, perfila la misma imagen mafiosa reconocida en la muerte de los bancarios de Chuquicamata. Esto es, ejecuciones de personas indefensas, sin actividad política reciente y que inge­nuamente confiaron en la «buena fe» de los perros del régimen”[12].

    hugo4En este libro aparece una breve biografía del pintor.

    Añade la publicación que: “El pintor Hugo Riveros, luchó siendo militante del MIR, como resistente en poblaciones, centros juveniles y organiza­ciones cristianas, empeñado en poner su arte al servicio de la causa de los oprimidos. La Dina-CNI lo detuvo y se le acusó de pertenecer a un supuesto ‘Comando Michimalonco’, mascara­da que sirvió para detener a otros jóvenes demócratas. Dejado en libertad, Riveros debió acudir periódicamente a firmar un registro en una Fiscalía Militar”[13].

    Toda la manifestación de dolor que hubo en torno a su muerte, se expresó en su funeral que se inició con una misa oficiada por 10 sacerdotes y encabezada por el Vicario General de Santiago, obispo Jorge Hourton. Cientos de personas acompañaron sus restos hasta el Cementerio Ca­tólico donde fue sepultado. Estudiantes, pobladores, cristianos, familiares de presos, desaparecidos y ejecutados políticos y dirigentes obreros, expresaron su sentimiento de tristeza por el fallecimiento del joven demócrata; desplegaron un lienzo que decía «Hugo Riveros, Presente… Hasta la Victoria Siempre», cantaron La Internacional con voz firme y decidida, y marcharon imponentes con un clavel rojo en sus manos y el puño izquierdo en alto. Varios contingentes policiales se vieron impotentes para actuar en contra de los manifestantes[14].

    Hugo Riveros, antes de su asesinato planeaba viajar nuevamente a Alemania tras recibir el asilo político. El trovador alemán Walter Mossmann recuerda su encuentro con Riveros en Alemania, con una canción dedicada a su memoria: “Hablabas de tus dieciséis años/en un campo de concentración, pero también de sus ansias por volver a su patria y de la fe en que la dictadura terminaría cayendo[15].

    También, el poeta Cristian Cottet lo recuerda en su poemario Libro poéticamente incorrecto, presentado en enero de 2014: “Hugo Riveros Gómez visita mi casa de vez en cuando. ‘Sigues siendo un cuadrado’, me dice como saludo. ‘Cuadrado pero no tarado’, le respondo y luego tomamos un vino. Hugo Riveros Gómez era mi amigo. Hugo Riveros Gómez era pintor y poeta”[16].

    Su hermano Ariel, durante el estreno de un documental en enero de 2014[17], señaló que: “Mi hermano levantó un discurso ante los artistas: dijo que debían ser comprometidos y sensibilizarse con los problemas sociales”[18].

    Alfredo, quien conoció a Hugo Riveros, señala que “sus pinturas reflejan el conocimiento del sub-mundo que está presente y muestra una vivencia y captación de sub-mundo; sus cuadros no muestran la vida como un gesto, sino como una inexorable fidelidad a la vocación. Sus pinturas nos retan a descubrir la propia responsabilidad en la comunidad humana y en la historia”[19].

    hugo5

    Imágenes: Fondo Familia Riveros Silva

    LA EXPOSICIÓN

    La muestra que se exhibe hasta el 8 de febrero está compuesta de 18 acuarelas, 19 dibujos, 9 pinturas y dos collages que son parte de la colección que el Museo de la Memoria posee del artista.

    Durante 30 años las obras de arte de Hugo Riveros estuvieron en el Hamburger Institut für Sozialforschung (HIS), institución que además se encargó de su difusión en ese país y otros europeos. “A principios del año 2011 y al cumplirse los 30 años de su asesinato, su esposa e hijo deciden que sus obras regresen a Chile y deciden enviarlas al Museo de la Memoria y los Derechos Humanos, ya que consideraban que los cuadros pertenecían al pueblo chileno, por su valor testimonial y de denuncia”[20].

    hugo6

    Imágenes: Fondo Familia Riveros Silva

    El tributo al artista visual Hugo Riveros Gómez se puede visitar de lunes a sábado de 10:00 a 18:00 horas en la Sala Viña del Mar, Corporación Cultural de Viña del Mar, ubicada en Arlegui 683.

    Por Sergio Salinas

    NOTAS

    [1] Véase http://www.hugoriveros.org
    [2] Véase http://www.memoriaviva.com/Ejecutados/Ejecutados_R/hugo_riveros_gomez.htm
    [3] Véase Sergio Salinas, Memorias de militancia en el MIR, Santiago, RIL Editores, 2014.
    [4] Corporación Cultural Puerto Montt, Hugo Riveros, artista que murió tras retratar a sus torturadores, llega esta tarde con el film Relatos en Carbón, 4 de septiembre de 2013, en: http://www.culturapuertomontt.cl/index.php?option=com_content&view=article&id=1992:hugo-riveros-artista-que-murio-tras-retratar-a-sus-tortura­dores-llega-esta-tarde-con-el-film-relatos-en-carbon-&catid=59:cine&Itemid=183.
    [5] CCTT, «Homenaje: El pintor Hugo Riveros, ex militante del MIR de Chile ase­sinado en 1981», 2014, en: http://www.cctt.cl/correo/index.php?option=com_co ntent&view=article&id=3240:homenaje-el-pintor-hugo-riveros-ex-militante-del-mir-de-chile-asesinado-en-1981&catid=24&Itemid=60.
    [6] Museo de la Memoria y los Derechos Humanos, Tributo al Artista Visual
    Hugo Riveros Gómez, http://ww3.museodelamemoria.cl/exposiciones/tributo-al-artista-visual-hugo-riveros-gomez/
    [7] Informe de la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación, Vol. 1, Tomo II, pp. 1006-1007, en: http://www.dhnet.org.br/verdade/mundo/chile/nunca_mas_ chile_a_2_vol_1_tomo2.pdf.
    [8] Véase Sergio Salinas, Memorias de militancia en el MIR, op. cit.
    [9] Corporación Cultural Puerto Montt, Hugo Riveros, op. cit.
    [10] Sergio Salinas, Memorias de militancia en el MIR, op. cit.
    [11] Informe de la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación, op. cit., p. 1007.
    [12] MIR, «Venganzas criminales», El Rebelde N° 177, agosto 1981, Archivo Chile, en: http://www.archivochile.com/entrada.html.
    [13] Ibid.
    [14] Ibid.
    [15] CCTT, Homenaje: El pintor Hugo Riveros, op. cit.
    [16] Ibid.
    [17] Documental Relatos en Carbón, del director Víctor Flores.
    [18] CCTT, Homenaje: El pintor Hugo Riveros, op. cit.
    [19] Taller Urbano, Revista Contramuro N° 5, en: http://www.memoriachilena.cl/ archivos2/pdfs/MC0005492.pdf.
    [20] Museo de la Memoria y los Derechos Humanos, Tributo al Artista Visual, op. cit.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...