• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Armamentismo, sionismo y un odio visceral al gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela, fueron los temas conversados entre los dos personajes durante cuatro horas y que según la fuente se habría producido en marzo pasado, en la Florida.

    Añade, que a pedido del anfitrión, no se hizo fotos, ni filmaciones, ni comentarios públicos.

    Más recientemente, en agosto pasado, uno de los hijos de Bolsonaro, Eduardo, viajó a Estados Unidos a reunirse con asesores de Rubio, así como con el principal estratega de la campaña del presidente Donald Trump, que resultó victoriosa
    en 2016.

    “Eduardo encontró a Steve Bannon, el principal estratega de la victoriosa campaña de Trump en 2016”, refiere el artículo.

    Además, uno de los hombres de confianza del excapitán del Ejército brasileño, Waldir Ferraz, viajaría con frecuencia a Miami para recibir dinero e instrucciones del legislador estadounidense que, de acuerdo con el periodista y filósofo mexicano Luis Alberto Rodriguez “financia y apoya las aspiraciones del político carioca”.

    El reportaje de Carta Capital señala asimismo que, al disputar un escaño en el Senado en 2010, Rubio recibió respaldo monetario de la Asociación Nacional del Rifle, por lo cual sería bueno para los negocios de sus financiadores si Brasil -como quiere Bolsonaro- facilitara la veta irrestricta de armas a la población.

    Intervención militar en la mesa

    Por otro lado, Rubio sataniza a Venezuela, como también lo hace el presidenciable de la extrema derecha brasileña, y defiende una intervención militar en ese país suramericano, por lo que “no habría que descartar una guerra por allá en
    un gobierno Bolsonaro”.

    Otro punto de coincidencia entre ambos es su afinidad con Israel: el senador republicano es uno de los mayores lobistas pro-sionismo en el Congreso de los Estados Unidos, y también saca partido de ello al tener entre sus principales
    patrocinadores al ex titular de la Federación Judaica del Gran Miami, el ultimillonario Norman Braman.

    Rubio también recibió en la campaña presidencial de 2012 más de 100 millones de dólares aportados por el magnate de los casinos en Las Vegas, Sheldon Adelson, quien de acuerdo con “una autoridad del gobierno” de Michel Temer “colabora con
    la campaña de Bolsonaro, a través de empresarios judíos-brasileños”.

    La publicación recordó además que el ultraderechista del PSL, quien en 2016 viajó a Israel para ser bautizado en el río Jordán, apoyó la decisión de Trump de trasladar para Jerusalén la embajada norteamericana en aquella nación, e incluso prometió que de ganar la Presidencia expulsaría de Brasilia a la misión diplomática palestina.

    Jair Bolsonaro disputará el próximo domingo el segundo turno de la elección presidencial contra el candidato de la coalición El pueblo feliz de nuevo y del Partido de los Trabajadores (PT), Fernando Haddad, y llegará con una ventaja de por lo menos 13 puntos porcentuales en la intención de voto, según las más recientes encuestas.

     

    Otras noticias deinterés

    Caetano Veloso, Gilberto Gil y Chico Buarque se suman al manifiesto contra Bolsonaro

    Bolsonaro podría declarar una guerra contra Venezuela, advierte Haddad

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...