• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    En medio de la violenta crisis sociopolítica y económica que hoy sufre Haití, los ciudadanos denuncian un aumento del clima de inseguridad, sobre todo en el área metropolitana de la capital, Puerto Príncipe, reseña Prensa Latina.

    Según reportes de prensa, la situación es particularmente tensa en Martissant, donde personas armadas ocuparon la zona e irrumpieron en las casas de los residentes y robaron sus pertenencias. También se escuchan ráfagas de disparos, que, presumen, son el resultado de enfrentamientos por el control del territorio.

    “Desde el 18 de noviembre, estamos a raya. Los bandidos armados saquean nuestras casas y nos matan. Lo que es peor, todo esto sucede bajo los ojos indefensos de los policías“, dijo a Loop Haití una madre.

    Desde hace varios meses un creciente clima de inseguridad, denunciado por todos los sectores de la vida nacional, resulta el día a día de barriadas desfavorecidas, situación que se intensificó con la movilización de este domingo contra la corrupción, que pide la renuncia del presidente Jovenel Moise.

    Este martes, autoridades policiales lamentaron el asesinato y posterior quema de un agente en el centro de la ciudad, y enviaron condolencias a los familiares y amigos de la víctima.

    Medios locales también reportan un ataque contra un omnibus que llevaba a dos turistas de nacionalidad aún no confirmada, quienes fueron atendidos en centros médicos de la ciudad.

    Por su parte, el director del Centro Nacional de Ambulancia, Harold Louis, pidió a la población facilitar el transporte de emergencia a los pacientes heridos, y deploró que en zonas como Cabo Haitiano (norte), La Saline y Bon Repos (oeste) estén siendo atacados los vehículos de primeros auxilios.

    Las protestas del domingo dejaron un saldo de tres fallecidos, según las autoridades nacionales, mientras otras cinco personas resultaron heridas y 23 fueron arrestadas. Sin embargo, la oposición señaló que el número de muertes se elevó a 11 y fueron lesionadas unas 45 personas, mientras las fuerzas del orden público detuvieron a otras 75.

    La víspera, el presidente haitiano se reunió con los líderes de los poderes Judicial y Legislativo para analizar la situación del país, y acordaron continuar el diálogo con los diversos sectores, así como intensificar los programas de “apaciguamiento social” y encontrar la armonía necesaria para un mejor funcionamiento del Estado.

    Continúan protestas en Haití pese a la revocación de aumento del combustible

    Miles de manifestantes en Haití protestan contra la corrupción

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...