• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Los ciudadanos de Chile y Bolivia están a la expectativa de lo que será el fallo histórico de la Corte Internacional de Justicia (CIJ), ubicado en La Haya, Países Bajos, sobre la demanda interpuesta por La Paz para recuperar su acceso al mar.

    La sentencia será leída a las 3:00 de la tarde (hora local de La Haya), lo que sería aproximadamente a las 10:00 de la mañana hora de Santiago de Chile y a las 9:00 de La Paz.

    Según un artículo de RT en su portal web, este fallo “supone la finalización de una prolongada disputa judicial, ya que las decisiones de la CIJ son inapelables y de obligatorio cumplimiento”.

    “El Estado Plurinacional de Bolivia demandó a Chile ante la CIJ en 2013, como último recurso legal para solventar su problema de mediterraneidad; es decir, su falta de salida al mar, luego que perdiera una amplia extensión de su territorio tras una guerra”, reseña el reporte del medio ruso.

    ¿Cuál fue el origen de este conflicto?

    Esta disputa data de hace muchos años, específicamente tras la Guerra del Pacífico. El artículo de RT recuerda que en 1825, cuando Bolivia logró independizarse de España, su territorio poseía 400 kilómetros de costa a orillas del océano Pacífico.

    En 1879 se desata la guerra del Pacífico, o guerra del Guano y el Salitre, que enfrentó a Chile contra los aliados Bolivia y Perú.

    “El conflicto bélico se prolongó hasta 1883, fecha en que el Estado peruano se vio forzado a entregar el Departamento de Tarapacá y la Provincia de Arica, mientras que la parte boliviana debió desprenderse de su salida al mar al entregar el Departamento del Litoral, una extensión de 120.000 kilómetros cuadrados que incluye 400 kilómetros lineales de costa”, recuerda RT.

    Luego de varios años de negociación, se firma el Tratado de 1904 en el que Bolivia acepta la cesión absoluta y perpetua de los territorios que fueron ocupados por Chile durante el conflicto armado.

    Fue en 1920 cuando Bolivia reclama por primera vez el acceso al mar. Después de ese año se dieron varios intentos de buscar una solución al conflicto, todos sin éxitos. En 2006, los presidentes Evo Morales (Bolivia) y Michelle Bachelet (Chile) establecen una agenda de trece puntos que incluye el tema del mar.

    En 2013, Morales reitera que el diferendo se resolverá en el marco del Estado de Derecho vigente en el país. Semanas más tarde, “Bolivia anuncia que demandará a Chile ante los tribunales internacionales para que atienda su reclamación marítima. Y Chile responde que una demanda sería un serio obstáculo en las relaciones bilaterales”, resalta la publicación.

    El 24 de septiembre de 2015 la CIJ se declara competente para resolver el conflicto, pero Chile argumentó que dicha instancia internacional se creó de 1904, cuando se firmó el pacto entre ambas naciones.

    Sin embargo, los magistrados de la CIJ rechazaron la impugnación de Chile y se declaran competentes para atender a la demanda.

    Desde marzo de este año, ambos equipos judiciales de Chile y Bolivia presentaron sus alegatos ante la CIJ. Ahora solo queda esperar el fallo que se espera que ponga fin a la disputa.

    Sede de la CIJ/ Foto: Reuters/RT

    Posición de Chile y Bolivia

    Tras la decisión de la CIJ, la entonces presidenta de Chile, Michelle Bachelet calificó la demanda – cita RT- como “carente de toda base”, pues “confunde derechos con aspiraciones y tergiversa completamente lo que ha sido la historia” entre ambos países.

    En la misma línea, el ahora presidente de este país, Sebastián Piñera, declaró – también citado por el referido medio- que “Chile no va a perder territorio, mar, integridad territorial o soberanía, independientemente del fallo del tribunal de La Haya”.

    En su anterior mandato, Pieñera fue quien decidió congelar una serie de acuerdos exploratorios conocidos como la agenda de los 13 puntos, que habían iniciado en 2006 los presidentes Morales y Bachelet.

    Por su parte, Bolivia pide al tribunal de La Haya que se dicte sentencia que inste a Chile a  negociar un acuerdo que le otorgue una salida plenamente soberana al Océano Pacífico a los bolivianos.

    Demanda marítima: Evo Morales inició agenda en La Haya con una reunión de su equipo jurídico

    Evo Morales llegó a La Haya para conocer veredicto de acceso al mar

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...