• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Los indígenas venezolanos o cualquier otro ciudadano de la nación surcaribeña que ingrese hacia Guyana para reclamar sus derechos sobre el territorio ancestral Ekereku, situado en la región del Esequibo tendrá que demostrar su nacionalidad de la antigua colonia británica.

    Así lo anunció la Cancillería de Guyana mediante un comunicado alegando que supuestamente varios indígenas venezolanos  han aparecido en la prensa local de la región en disputa “reclamando el derecho a la tierra” en el área de Ekereku.

    En el documento diplomático, el gobierno ocupante de las tierras venezolanas asegura que está comprometido con los derechos de los pueblos indígenas. Sin embargo, ninguno de los demandantes han podido demostrar su ciudadanía a las autoridades de migración de Guyana.
    De acuerdo con la misiva, los venezolanos no tienen derecho a reclamar sus tierras ancestrales en Guyana por no contar con las pruebas de la ciudadanía británica y agrega que está preocupado, además por la seguridad y la falta de documentación adecuada por parte de los reclamantes. 

    Población venezolana sabe que el Esequibo le pertenece

    La región del Esequibo que abarca un área de unos 160.000 kilómetros cuadrados perteneciente a los estados Bolívar y Delta Amacuro de Venezuela ha sido ocupada por la colonia inglesa desde hace más de dos siglos.
    El Gobierno bolivariano ha denunciado en reiteradas ocasiones que la postura de Guyana es defendida por multinacionales petroleras que aspiran tener acceso a la explotación petrolera en aguas que actualmente se encuentran en discusión entre ambas naciones. 
    Mientras que el dirigente  de Georgetown insiste no solo en emitir declaraciones contra el pueblo venezolano que ha sido despojado de su territorio, sino que en varias oportunidades ha manifestado publicamente llevar ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) la disputa por la zona fronteriza del Esequibo. Decisión unilateral a la que el Estado venezolano rechaba porque viola el Acuerdo de Ginebra de 1966, donde se reconoce a Venezuela para resolver la controversia con Guyana.
    El Esequibo está bajo mediación de la ONU desde la firma del Acuerdo de Ginebra en 1966, sin embargo Guyana cedió ilegalmente concesiones de yacimientos de petróleo en aguas de la zona a la Exxon Mobil, pero esta trasnacional no ha cesado sus operaciones en la región del macizo Guayanés. Asimismo, esta multinacional junto a los Estados Unidos y otros gobiernos aliados están interesados en las otras riquezas minerales, hidrocarburíferos, hídricos, forestales, humanos y culturales existentes en el territorio venezolano.

    Exxon Mobil toma partida en las provocaciones contra Venezuela

    Este 18 de junio Venezuela y Guayana se verán las caras en la Corte Internacional de Justicia para defender el derecho del país sobre el Esequibo, con base al Acuerdo de Ginebra de 1966 en búsqueda de una resolución pacífica entre el conflicto limítrofe con el Gobierno de la República Cooperativa de Guyana.
    Al principio del mes, el canciller venezolano Jorge Arreza, reiteró que su nación ejercerá todas las acciones ante las “instancias legales, diplomáticas y políticas correspondientes”, privilegiando el alto interés nacional.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...