• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El presidente de la República Federativa de Brasil, Michel Temer, ha firmado un decreto que creó el Programa Nacional de Desestatización (PND) y que estima la privatización de  Eletrobras, la mayor empresa de producción y distribución de energía eléctrica en latinoamérica.

    Con este documento, desde el Gobierno brasilero se busca reducir el déficit fiscal y esperan recaudar la suma de u$s 4000 millones, los cuales ya están computados en el presupuesto nacional. También, con esta operación el Gobierno reducirá considerablemente el porcentaje de participación.

    Al respecto, el recién nombrado ministro de la Secretaría de Gobierno de Brasil, Carlos Marun, explicó que “el gobierno quiere la capitalización de Eletrobras”, pero sin llegar a superar la posición del Congreso Nacional, que consideró, debe ser escuchado.

    Mientras esto se desarrolla, en la Cámara de Diputados ya se aprobó la realización de una audiencia pública para tratar la legalidad da la referida operación, reseñaron medios digitales.

    “El decreto debe publicarse de forma que se garantice la participación parlamentaria”, indicó el funcionario. No obstante, el presidente Temer evitó utilizar la palabra “privatización” a la hora de firmar el decreto.

    La publicación de este Decreto es una etapa del proceso necesario para el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES) llevar adelante los estudios referentes a la privatización de la empresa.

    El ministro Marun afirmó además que los términos de este confuso decreto son evaluados y explicó que el mismo tiene el objetivo de dar continuidad a los estudios preparatorios para esa “importante y compleja capitalización”.

    Por su parte, el ministro de Hacienda, Eduardo Guardia, que participó en una reunión con el presidente Temer, apuntó que “la discusión de la capitalización de Eletrobras va mucho más allá del impacto fiscal para el ejercicio 2018. La oferta de energía eléctrica es importante para sostener el crecimiento del país”.

    El ministro de Minas y Energía, Moreira Franco, dijo que la “no capitalización de Eletrobras es una manifestación del atraso, de los problemas que se presentarán en el futuro y de la negligencia con que se usa el dinero de los brasileños”.

    Anteriormente, Moreira Franco refirió que el trabajo en su despacho será de continuidad de la agenda que ya estaba en marcha con Fernando Coelho Filho, con destaque para la privatización de Eletrobras.

    Michel Temer reconoció en mayo del 2017 que Brasil había dejado la crisis. En agosto de ese mismo año su Gobierno aseguró que no podrían cumplir con sus objetivos presupuestarios.

    A mediados del año pasado, el valor de mercado de Electrobras estaba en USD 9.500 millones. El Estado es el dueño de más del 80% de las acciones.

    Electrobras administra 36 hidroelectricas y 128 térmicas y participa además en  178 proyectos de generación y transmisión en asociación con otras empresas.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...