• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El independentista y ex presidente catalán, Carles Puigdemont, anunció su renuncia “provisional” a su candidatura a la Presidencia del gobierno de Cataluña.

    Puigdemont informó también que su grupo político, Junts per Catalunya, presentará como candidato a Jordi Sánchez, actualmente detenido y acusado por el Gobierno español de sedición, por haber participado en los actos institucionales que culminaron con la declaración de independencia de Cataluña.

    Según consignaron distintas agencias internacionales, Puigdemont dijo desde Bruselas, Bélgica, que un equipo de abogados internacionales presentó “una demanda contra el Estado español ante el Comité de los Derechos Humanos de Naciones Unidas”, para denunciar la “violación” por parte del Estado de la “Declaración Universal de los derechos humanos y la Carta de los Derechos Civiles y Políticos”.

    El ex presidente catalán dirigió un mensaje a través de varias redes sociales, el que explicó que su decisión de renunciar obedece a la necesidad de los ciudadanos de la región de Cataluña vean “restituidas” las instituciones catalanas, en una clara referencia a la intervención que el Gobierno de Madrid ejecuta desde fines del año pasado en esta región.

    Sobre la candidatura de Jordi Sánchez, Puigdemont declaró que “es el número dos de nuestra lista y representa como nadie los valores de JxCat y es un hombre de paz, injustamente encerrado en una cárcel española. Es la única manera de acordar un nuevo Govern en las actuales condiciones”, argumentó.

    Finalmente, Puigdemont ratificó “mi firme voluntad de mantener la legitimidad de la república votada por los ciudadanos el 1 de octubre y confirmada por el Parlament el 27 del mismo mes”, comprometiéndose a “trabajar mientras pueda gozar de libertad” para hacer posible la mentada república.

    “Las urnas desacreditaron la ocupación de las instituciones catalanas, la valentía de los votantes desafiando el miedo y la desmovilización desacreditaron las maniobras para llevar a los catalanes por los caminos de la rendición y la resignación”, concluyó Puigdemont.

    Agencias

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...