• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Históricamente Estados Unidos ha tenido una fuerte influencia en Latinoamérica. A través de la intervención política, los acuerdos económicos y la influencia cultural, han mantenido una “estrecha” relación con los países del sur del continente.

    Justamente desde el gobierno norteamericano surge una advertencia para los latinos acerca de la influencia de otras potencias como Rusia y China en la región.El Secretario de Estado Rex Tillerson, durante una charla en la universidad de Austin en Texas, realizó cuestionamientos sobre la posible intervención de esos países “China se está afianzando en América Latina, está usando el poder económico para llevar la región a su órbita. La pregunta es ¿a qué precio?”.
    Además de ello sostuvo que era “alarmante” la presencia de Rusia en la región y la venta de armas entre ellos y países enfrentados con Estados Unidos.

    Pero sin duda fue China la que concentró la atención de la autoridad. El jefe de la diplomacia estadounidense, calificó a los asiáticos como un depredador que solo busca el beneficio propio interviniendo Latinoamérica. describió además a los chinos como un “poder imperial”, asegurando que los latinos no necesitan uno nuevo de esas características.

    Las palabras contradicen a las políticas de Donald Trump cuyos esfuerzos han apuntado a cortar las relaciones con Latinoamérica. El presidente norteamericano ha finalizado acuerdos que protegían a los inmigrantes, ha luchado por la construcción de un muro que los separe de México, además de cortar relaciones económicas con los países de la región.

    Estas declaraciones parecen mostrar una batalla por Latinoamérica como zona de influencia entre las potencias mundiales. Las declaraciones de Tillerson recuerdan más una comparación histórica que una advertencia de peligro. Al parecer Estados Unidos ve amenazada su hegemonía.

     

     

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...