• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    A Israel, generalmente, las resoluciones o disposiciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) le importan muy poco. A no ser que necesite recurrir a ella, como en este caso, con el objetivo de “condenar” a uno de sus “enemigos”: la milicia Hizbulá.

    Para ello, el primer ministro, Benjamin Netanyahu, encomendó a la delegación de su país en la organización a que convoque una reunión “urgente” del Consejo de Seguridad.

    El primer paso que dio, como era de esperarse, fue conversar con su gran aliado, la administración de Donald Trump, para examinar la imposición de nuevas sanciones al grupo chií libanés, reseñó Sputnik.

    En octubre, Trump promulgó una ley con la que impuso restricciones contra personas físicas y entidades gubernamentales extranjeras “que colaboren o apoyen de forma deliberada a Hizbulá y las redes relacionadas a este e implicadas en el narcotráfico y otros delitos transfronterizos”.

    Parte de la frontera que comparte Israel con el Líbano. Foto: AFP.

    Netanyahu prevé, además, reunirse con otros líderes mundiales y también con el Secretario General de la ONU para denunciar una supuesta construcción de túneles fronterizos secretos por parte de Hizbulá para ingresar a su territorio.

    Sin embargo, esa no será la única respuesta del Gobierno israelí. Este mismo martes lanzó un operativo militar, denominado Escudo del Norte, para destruir esas construcciones.

    De igual manera, acusó a Irán de utilizar a Líbano, Siria y la Franja de Gaza “como plazas de armas para atacar a Israel”.

    Acusan a la milicia de construir túneles secretos en la frontera. Foto: Reuters.

    “Es evidente que esos túneles son una violación muy grave de la resolución 1701 de la ONU. En el ámbito diplomático hablaremos con los amigos países de Israel y tendremos una petición oficial de protección a las Naciones Unidas”, dijo a EFE el portavoz del Ministerio de Exteriores de Israel, Emmanuel Nahshon.

    El movimiento Hizbulá se fundó a principios de la década de los ’80 por religiosos chiíes con apoyo de los Guardianes de la Revolución Islámica de Irán, con el objetivo de expulsar del Líbano las fuerzas israelíes y occidentales.

    Las balas de Israel amenazan la existencia de un indefenso pueblo palestino

    Cientos de sirios refugiados en El Libano retornarán a su nación

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...