• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Welcome to Afghanistan

    A pesar de que China, como un superpoder asiático, ha evitado durante mucho tiempo involucrarse demasiado en la guerra en Afganistán, las esperanzas aumentan en el país tendrá un rol clave en el proceso de pacificación. El país supuestamente celebró una reunión con representantes de los grupos Talibanes afganos y paquistaníes en noviembre el año pasado. Además, el representante gubernamental de China para los países donde principalmente se encuentran los talibanes, ha señalado anteriormente que el país está interesado en jugar un papel importante dentro del proceso.

    “Estamos dispuestos a hacer más, queremos tener un rol más grande,” señaló Sun Yuxi, el embajador y representante especial chino para Afganistán y Pakistán, al canal BBC. “Nosotros daríamos la bienvenida a los talibanes en un lugar de encuentro neutral como China.”

    Sin embargo, las razones por este interés han sido debatidas. Algunos reclaman que el interés por parte de los chinos surge de un temor por la inestabilidad en la región de Xinjiang, región al oeste del país donde la minoría musulmana uigur busca autonomía, la discriminación de la etnia se expresó de forma violenta el año 2009. Durante el año pasado se reportó que figuras prominentes de la minoría se encuentran en las regiones al norte de Pakistán, donde mayormente operan los talibanes paquistaníes. Según el reporte anual emitido por Human Rights Watch en el año 2013, el gobierno chino ha instalado un sistema de discriminación contra la minoría bajo el pretexto de “antiterrorismo”. El reporte destacó que la población uigur se encuentra en un atmósfera de temor, y que detenciones políticas son comunes.

    Muchos han argumentado que un proceso de paz con los talibanes no tendrá éxito sin la cooperación entre los gobiernos de Afganistán y Pakistán. Además, es difícil ver cómo las negociaciones podrían ser fructíferas sin la participación de la rama paquistaní, debido al hecho de que la fracción que maneja muchas de las operaciones se encuentra en gran parte de Pakistán. Por lo tanto, la seguridad regional, especialmente en los países donde se encuentran los talibanes, es importante para el gobierno chino como parte de su operación “antiterrorista” contra los uigur.

    No obstante, en términos económicos, hay otros motivos que podrían ser un incentivo bastante estimulante para China. Actualmente, el país invierte en proyectos ferroviarios que atraviesan Asia Central, donde muchos países se encuentran sin salida al mar. Desde hace dos años, existe una vía férrea, la cual conecta Alemania con China para el transporte de carga, pasando por Kazajistán y Rusia. Además, el plan económico de Afganistán incluye el  futuro proyecto de conectarse mediante ferrocarriles al resto del mundo, como parte de la explotación de minerales en el país. Según Bloomberg, Por ahora, el país tiene una vía férrea que conecta el estado con su país vecino Uzbekistán, para los próximos 20 años, el objetivo es construir una red ferroviaria que recorra el país y facilite la exportación de los recursos mineros, los cuales son vitales para el desarrollo industrial del país. Hace unos años, una empresa estatal china ganó una licitación de minerales por un valor de 3 mil millones de dólares en Afganistán, en ese momento, China señaló que iba a invertir en ferrocarriles, los cuales son indispensables en el proceso de comercialización de los recursos naturales. Sin embargo, la situación de seguridad ha inhibido la construcción. En el año 2007, se estimó que el valor total de los minerales en Afganistán podría llegar a un trillón de dólares.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...