• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Miles de personas, se plegaron al llamado que hicieran diversas organizaciones de defensa de la causa indígena y marcharon, junto a múltiples organizaciones sociales, artísticas, políticas y culturales por el centro de la Santiago para demandar el respeto de sus derechos y denunciar, como cada 12 de octubre, los atropellos que constantemente vive la etnia por parte del Estado chileno y su aparato represivo que ha militarizado el territorio Mapuche.

    En la oportunidad, señalaron que el pueblo Mapuche no tiene nada que festejar. Para dicha etnia representan más de 200 años de opresión, usurpación, robo, despojo, humillación y crueldad contra todo un pueblo. Ejemplo de dicho escenario es el que vive la comunidad de Temucuicui, que a sido allanada en más de 12 ocasiones por la militarizada policía chilena.

    Patricia Lienlaf, de la organización mapuche Meli Wixan, sostuvo que “cuando ellos están celebrando con bombos y platillos el Bicentenario, nosotros salimos a la calle, porque no tenemos nada que festejar: para nosotros han sido 200 años de saqueos, destrucción, despojos y humillaciones”.

    Una vez más instaron a los medios de comunicación; periodistas, camarógrafos y reporteros gráficos –que en este tipo de actividades son numerosas las personas, que colgada al cuello llevan sus aparatos registradores, sin que se sepa el destino real de dicho material- a dar muestra de lo que sus ojos y lentes registran de la realidad que sucede en Chile con los sistemáticos atropellos y abusos a lo cual los somete el Estado.

    Las comunidades mapuche también exigen la liberación de los numerosos presos políticos que como Jaime Huenchullán, permanece grave en el hospital de Temuco.

    Las organizaciones convocantes a estos 516 años a lo que denominaron “De resistencia Mapuche”, repudiaron la violencia sistemática por parte del Estado con los dirigentes, organizaciones y comunidades del pueblo mapuche e hicieron un llamado a seguir movilizados, concluyendo que la marcha de este 12 de octubre, es símbolo de resistencia, de repudio y de envío de mensaje a sus agresores que la lucha mapuche continua aunque en dicho campo encuentren la cárcel o la muerte.

    La marcha, pese a lo pacífico de su andar y donde las expresiones artísticas estuvieron muy presentes, todo su transcurso fue fuertemente custodiada por efectivos de Fuerzas Especiales de Carabineros, y culminó con un acto en las faldas del cerro Huelén, sin que se registraran incidentes.

    Fuente: Prensa OPAL

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...