• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El 70% del metal rojo está en manos de empresas extranjeras que se llevan el recurso sin tributar prácticamente nada.


    cobre
    Chile es el mayor productor de cobre mundial. El precio del metal rojo hoy día está por las nubes, pero esos índices económicos no llegan a la población de la II región y de todo el norte del país.
    Los habitantes de la zona parecen no estar dispuestos a seguir de brazos cruzados mientras la población sufre los embates del modelo; al mismo tiempo que su principal riqueza hace millonarios a los dueños de un grupo de empresas extranjeras .
    Actualmente, el 70% del cobre chileno es explotado por empresas privadas que no tributan prácticamente nada. A mediados de 2006, el economista Julián Alcayaga denunció que con la aplicación de la nueva ley de impuesto específico, o Royalty II, “las empresas mineras extranjeras pagarán menos al Estado”. Todo este absurdo –en el que un país permite que lo despojen de su principal recurso, sin obtener beneficios para su población- comenzó con la dictadura militar. Durante el régimen, se inició la desnacionalización del cobre, con una serie de normativas que permitieron la llegada de mineras extranjeras ansiosas de obtener jugosas ganancias. Se trata de la ley 18.097 Orgánica Constitucional de Concesiones Mineras, el Decreto 600 para inversión extranjera y el Código de Minería.
    A un precio de libra de cobre de 2 dólares 60 centavos, las utilidades que saldrán de Chile el 2006 en el bolsillo de los ejecutivos de las mineras privadas, serán de 16 mil millones de dólares. Más del doble de los excedentes de Codelco.

    LA ESCONDIDA
    El tema volvió al tapete en las últimas semanas debido a la reciente huelga de los trabajadores de La Escondida, la mayor mina de cobre del planeta, ubicada 170 kms, al sureste de Antofagasta.
    El conflicto finalizó el 31 de agosto pasado, pero durante las movilizaciones no sólo se escucharon consignas que demandaban aumentos salariales y bonos especiales, también fue posible oír a un grupo de mineros exigiendo la renacionalización del cobre.
    En una reciente entrevista publicada en el periódico El Polémico, de la provincia de Tocopilla, el vocero del Sindicato Nº 1 de la minera La Escondida, señaló que le parecía “irrisorio” que nuestra constitución asegure que los yacimientos mineros pertenecen al país y que, por otro lado, las transnacionales saquean el cobre sin pagar, “así como vamos el norte de Chile va a quedar lleno de hoyos”.

    PLEBISCITO
    El Ciudadano conversó con Luis Aranguiz, Director de Formación y Educación del Comando de defensa del cobre, con sede en Antofagasta; quien manifestó que se ha abierto el debate en torno a la necesidad de impulsar la recuperación del metal rojo.
    “Estamos impulsando con mucha fuerza la renacionalización del cobre, el cuestionamiento a la estructura legal que permite este saqueo, la instauración de un verdadero royalty y una nueva ley que permita la redistribución local de las utilidades del mineral. Pero lo más importante es la renacionalización”, indicó Aranguiz.
    Actualmente, el Comando de Defensa del Cobre impulsa un plebiscito en la segunda región de Antofagasta, que pretende consultar a la ciudadanía acerca de la posibilidad de promover la renacionalización.
    “El objetivo del plebiscito es que se consulte a la gente y que ésta, informadamente, decida y exprese su opinión, lo que nos permitiría impulsar con mayor legitimidad una iniciativa en pos de la renacionalización de nuestro recurso”, explica Aranguiz.
    Nuestro periódico también pudo conversar con el ex candidato presidencial Tomás Hirsch, durante su reciente gira por el norte chileno, quien señaló, “Me parece un escándalo que un país regale su recurso más preciado y riqueza fundamental, con la cual podríamos resolver los grandes problemas de toda la población chilena. Es incomprensible para mí que Chile regale su cobre a las multinacionales que se llevan miles de millones de dólares en utilidades, sin tributar virtualmente nada”, afirmó el ex abanderado. También agregó, “me parte el alma recorrer Chile y ver que en forma inexplicable -porque no me lo ha podido explicar ningún ministro de minería ni de hacienda- se sigue regalando eso que le pertenece a todos los chilenos”. “El país debiera ponerse de pie y comenzar a movilizarse activamente, por la renacionalización de nuestro cobre”, concluye Hirsch.

    Fernando San Román B.
    www.elpolemico.org

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...