• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Gonzalo Negligencia

    Gonzalo Cortés, de Santiago de Chile, se sometió en 2003 a una operación para superar su hiperhidrosis, una enfermedad que produce sudoración excesiva, especialmente en manos y axilas. El joven de 19 años que se sometió a la operación nunca hubiera imaginado las consecuencias que esa intervención iba a tener: “Una negligencia médica arruinó mi vida por completo”, denuncia Cortés.

    El Dr. Claudio Suarez Cruzat, jefe del equipo de cirugía de tórax de la Clínica Santa María, sometió Gonzalo a una operación sin advertirle, según cuenta el joven, de las consecuencias que ésta tendría. La cirugía consistió en “mutilarle” parte del sistema nervioso simpático con una simpatectomía, lo que inhabilitó el cuerpo de Gonzalo para sudar desde el pecho hacia arriba. A consecuencia de esta operación Gonzalo sufre una deshidratación permanente que le provoca severos problemas dermatológicos que apenas le dejan descansar por la noche.

    Hoy no puedo caminar por la calle si es que hay sol, ni tampoco ir a la playa. Me cuesta dormir y casi no tengo vida social. Inclusive cosas tan sencillas como tomarme un café, un trago, tomar ciertos medicamentos de uso común o hacer ejercicio con pesas hacen que se me desencadene un acné quístico y dermatitis“, declara Gonzalo.

    Dermatitis, acné quístico, alergias e intolerancia absoluta al sol son algunos de los problemas que Gonzalo tiene que soportar desde hace más de diez años a consecuencia de una operación que tuvo consecuencias desastrosas.

    Todas las esperanzas de Gonzalo están puestas en una reconstrucción de su sistema nervioso a través de un robot llamado ‘Da Vinci’ y de un tratamiento con células madre. Fue la clínica Santa María, a través del doctor Claudio Suárez, quien propuso esta solución pero, según explica Gonzalo,  la clínica retiró su propuesta de la mesa.

    Ahora Gonzalo Cortés pide a través de las redes sociales que el Ministerio de Salud obligue a la clínica a realizarle la operación o que le asista económicamente para llevarla a cabo a través de otro centro sanitario. Como parte de su lucha, Gonzalo recauda firmas a través de Change para lograr hacer visible su problema y que las autoridades le escuchen y le permitan disfrutar de nuevo de una vida normal.

    Ayuda a Gonzalo Cortés firmando su petición en Change.org

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...