• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Diversos estudios científicos recomiendan la ingesta de determinados alimentos para combatir la ansiedad y reducir sus síntomas, gracias a su composición nutricional y riqueza en vitaminas y minerales.

    Así que si estás en esos días en que la apatía, la tristeza y sensación de vacío se apoderan de ti, toma lápiz y papel o haz una captura de este artículo, porque a continuación te mostraremos cuáles son, según la ciencia, los siete mejores alimentos para reducir la ansiedad.

    Pescados grasos

    El salmón, la caballa, las sardinas, la trucha y el arenque son ricos en ácidos grasos Omega-3, relacionados con la función cognitiva y con la salud mental, y además tienen vitamina D. Se recomienda comer al menos dos porciones de pescado graso a la semana.

    De hecho, un informe en el Journal of Affective Disorders prueba que la vitamina D ayuda de forma positiva a la depresión, mientras que también puede ayudar a mejorar el desorden afectivo estacional (SAD) durante el invierno.

    Huevos

    Las yemas de huevo son gran fuente de vitamina D y de proteínas completas, que contienen todos los aminoácidos esenciales que el cuerpo necesita para el crecimiento y el desarrollo.

    En cuanto  a la ansiedad, los huevos tienen triptófano, que es un aminoácido que ayuda a crear serotonina, el neurotransmisor químico que ayuda a regular el estado de ánimo, el sueño, la memoria y el comportamiento.

    Semillas de calabaza

    Son una excelente fuente de potasio, que ayuda a regular el equilibrio de electrolitos y controlar la presión arterial. Todos los alimentos ricos en este mineral pueden ayudar a reducir los síntomas de estrés y ansiedad.

    Además, aportan elevadas dosis de zinc, un mineral esencial para el desarrollo del cerebro y los nervios. De hecho, es fundamental para el equilibrio de las regiones del cerebro involucradas con las emociones.

    Chocolate negro

    El chocolate negro puede ayudar a reducir el estrés y la ansiedad. Aunque todavía no está claro del todo cómo el chocolate oscuro reduce el estrés, sí se sabe que es una fuente rica en polifenoles, especialmente de flavonoides.

    El chocolate también destaca por su alto contenido de triptófano, ideal para estimular la produccción de neurotransmisores que mejoran el estado de ánimo, y constituye una buena fuente de magnesio, ideal para combatir los males de la depresión y la ansiedad.

    Cúrcuma

    Cienítificos sostienen que incorporarla a la dieta es fundamental para reducir la ansiedad y la depresión. Un estudio de 2015 encontró que la curcumina presente en la cúrcuma reduce la ansiedad en adultos obesos.

    Yogur

    El yogur contiene bacterias saludables, como Lactobaccilus y Bifidobacterias, sobre las que existe cada vez más evidencia científica de sus efectos positivos en la salud del cerebro.

    Agregan que los alimentos fermentados reducen la ansiedad social en los jóvenes, mientras que el consumo de bacterias saludables aumenta la felicidad.

    Té verde

    El té verde contiene un aminoácido llamado teanina, que tiene la capacidad de ejercer una influencia positiva sobre los trastornos del estado de ánimo, porque puede aumentar la producción de serotonina y dopamina.

    Nuestros alimentos favoritos nos crean transtornos adictivos

    ¿Cuáles son los alimentos antigripales?

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...