Clip | Científicos generan debate proponiendo enfriar artificialmente la Tierra lanzando aerosoles a la atmósfera… Otros dicen que sería el fin

La refrigeración artificial de la Tierra para contrarrestar el calentamiento global podría destruir nuestro planeta si el proceso se detiene bruscamente, según una nueva investigación.

Algunos científicos han sugerido disparar aerosoles a la atmósfera para ayudar a combatir el calentamiento global al imitar un efecto secundario natural de las erupciones volcánicas.

Los aerosoles, una de las muchas técnicas de “geoingeniería” propuestas como una forma de lidiar con el cambio climático, enfriarían la Tierra al bloquear la radiación solar entrante.

Ahora, un estudio ha encontrado que si se intenta aplicar el aerosol y luego se detiene repentinamente, el planeta podría calentarse diez veces más rápido de lo normal.

Los expertos han advertido previamente que la técnica es una “estrategia arriesgada” que podría causar estragos en nuestros patrones climáticos, desencadenando sequías severas o ciclones devastadores.

Un nuevo estudio de la Universidad de Rutgers en Nueva Jersey descubrió que detener de repente la llamada ‘geoingeniería solar’ tendría efectos graves en nuestro clima.

La detención acelerará drásticamente el cambio climático, con graves consecuencias para la vida silvestre del planeta, hallaron los investigadores.

“El calentamiento rápido después de detener la geoingeniería sería una gran amenaza para el medio ambiente natural y la biodiversidad”, dijo el coautor del estudio, el profesor Alan Robock.

“Si la geoingeniería alguna vez se detuviera abruptamente, sería devastador, por lo que tendría que estar seguro de que podría detenerse gradualmente, y es fácil pensar en escenarios que evitarían eso.

“Imagine grandes sequías o inundaciones en todo el mundo que podrían ser atribuidas a la geoingeniería, y exige que se detenga. ¿Podemos arriesgarnos alguna vez?

La geoingeniería significa intentar controlar el clima además de detener la quema de combustibles fósiles, la principal causa del calentamiento global.

Una idea popular entre los científicos es crear una nube de ácido sulfúrico en la atmósfera superior a medida que las erupciones volcánicas reflejan la radiación solar y enfrían el planeta.
Para investigar los posibles impactos ambientales de detener repentinamente este proceso, los científicos utilizaron una simulación por computadora de la Tierra.

Supusieron que los aviones rociarían 5 millones de toneladas de dióxido de azufre por año en la atmósfera superior en el Ecuador de 2020 a 2070.

Una nube uniforme del gas alrededor de la Tierra reduciría la temperatura global alrededor de 1 grado Celsius (aproximadamente 1.8 grados Fahrenheit), aproximadamente el nivel de calentamiento global desde que comenzó la Revolución Industrial a mediados del siglo XIX.

Pero detener la geoingeniería conduciría a un calentamiento rápido, 10 veces más rápido que si la geoingeniería no se hubiera desplegado, dijo el profesor Robock.

Luego, los científicos calcularon qué tan rápido tendrían que moverse los organismos para permanecer en el clima al que están acostumbrados y en el que podrían sobrevivir.

Un efecto secundario sorprendente de la geoingeniería de inicio rápido sería un calentamiento de El Niño de la superficie del mar en el Océano Pacífico tropical, que causaría una devastadora sequía en el Amazonas, dijo el profesor Robock.

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

4,167,041FansMe gusta
112,736SeguidoresSeguir
290,062SeguidoresSeguir
16,234SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

Senador Navarro: Piñera pone en riesgo negocios con China al ceder...

La visita de Piñera a la planta de Huawei parece haber sido descartada por el gobierno luego que Pompeo visitara Chile la semana pasada...