• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) incluyó a los cocodrilos de hocico delgado como en“Peligro Crítico” y científicos han encontrado dos  nuevas especie luego de 85 años. El hallazgo se produjo mientras estudiaban a reptiles de este tipo.

    “Estimamos que solo el 10 por ciento de los cocodrilos de hocico delgado viven en África occidental, lo que disminuye su población en un 90 por ciento, esto hace que sea una de las especies más amenazadas del mundo”, dijo Matthew Shirley, experto en  el área del Instituto de Conservación Tropical de la Universidad Internacional de Florida (EE.UU.)  e investigador principal del equipo que realizó el descubrimiento.

    Los expertos encontraron dos especies distintas de cocodrilos de hocico delgado, una exclusiva de África occidental y otra exclusiva de África central, los científicos analizaron el ADN y las características físicas de los cocodrilos en la naturaleza y en cautiverio en seis países africanos, arrojando diferencias.

    El  reptil de hocico delgado es de tamaño mediano, vive en hábitats de agua dulce.

    “Reconocer al cocodrilo de hocico delgado como integrado en realidad por dos especies diferentes es motivo de gran preocupación para la conservación”, señaló Shirley.

    Están amenazados por la pérdida de hábitat, la caza y la pesca excesiva, lo que disminuye su suministro de alimentos y los lleva a ahogarse en las redes.

    Los cocodrilos de hocico delgado de África occidental y central parecen bastante similares. Además de las diferencias en su ADN, los científicos encontraron diferencias en la forma del cráneo y las escalas que apoyan firmemente la existencia de dos especies.

    Estas especies se camuflan de la presa y buscan refugio de posibles depredadores en cuerpos de agua con mucha vegetación. También son increíblemente tímidos. Encontrar cocodrilos para examinar y recolectar muestras de ADN en la naturaleza ha sido un desafío por mucho tiempo.

    El futuro del cocodrilo de hocico delgado de África occidental probablemente dependerá del éxito de los programas de reproducción y reintroducción en cautiverio, según los investigadores.

    Con información de Noticias 24

    DS.

    Continúa leyendo

    Investigan el hallazgo de un cocodrilo golpeado, asesinado y colgado de un árbol

    (Video) Un turista puso en riesgo su vida al subirse al lomo de un cocodrilo de 650 kilos

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...