• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    En vísperas de la apertura formal de la discusión en la Cámara de Diputados trasandina sobre la interrupción del embarazo, la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito afirmó que “despenalizar y legalizar el aborto es ampliar la ciudadanía para toda la sociedad, extender el Estado de derecho para las mujeres y personas con capacidad de gestar”.

    Ese colectivo, que convocó a manifestar durante el día de hoy a las 18 frente al Congreso argentino con los pañuelos verdes, insistió también en que “es una obligación del Estado argentino garantizar el derecho al aborto para avanzar hacia los más altos estándares del derecho internacional”.

    El principal proyecto que estará en discusión en la Cámara baja es el que presentó por séptima vez la Campaña por el Aborto y que en esta oportunidad tuvo el aval de 71 diputadas y diputados.

    La comisión que será cabecera para el debate es la de Legislación General, presidida por el macrista Daniel Lipovetzky, uno de los pocos oficialistas a favor del aborto. En la reunión inicial, prevista para las 18.30, se establecerá la metodología de trabajo de los futuros plenarios de los diputados de las distintas comisiones.

    “Repetimos que la problemática de la punición del aborto, cuyas consecuencias recaen sobre la mayoría de la población y en especial sobre las mujeres jóvenes y pobres, sigue siendo un asunto de salud pública, justicia social y de Derechos Humanos que debe ser abordado por las instituciones”, señaló la Campaña, de cara al comienzo del debate, tal como recoge Página 12.

    También remarcó que la legalización del aborto es “una acción de igualdad en pos de quienes, en pleno ejercicio de sus soberanías, decidan, según sus valores y creencias personales, interrumpir un embarazo no deseado ya sea en los ámbitos públicos o privados del sistema de salud”.

    En esa dirección, cientos de personas se movilizaron durante la tarde y noche de ayer para congregarse en frente de la residencia presidencial y realizar un acto allí con la idea de seguir visibilizando el reclamo.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...