• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Este viernes, la Contraloría Regional de Valparaíso emitió una resolución en la que rechaza la idea del alcalde de Quilpué, Mauricio Viñambres, de establecer un toque de queda juvenil en la comuna.

    El ente regulador respondió así a un requerimiento presentado en enero por el abogado Luis Cuello y un grupo de estudiantes secundarios de la Federación de Marga Marga, para que el organismo se pronunciara ante la propuesta del jefe comunal para evitar que los menores de 14 años estén en la calle después de la 01:00 de la madrugada.

    “En el ejercicio de la facultad de las municipalidades para dictar ordenanzas, estas deben sujetarse de manera estricta al marco fijado por el ordenamiento jurídico en relación con la respectiva materia, no pudiendo imponer menores o mayores exigencias que las previstas en las leyes y reglamentos pertinentes, conforme al principio de juridicidad consagrado en los artículos 6° y 7° de la Constitución Política de la República”, indica la resolución.

    Esto quiere decir que los órganos del Estado “deben someter su acción a la Constitución y a las normas dictadas conforme a ella, y garantizar el orden institucional de la República”. Por ello, la Contraloría advirtió que una norma de la naturaleza que pretende implementar el municipio debe realizarse sin contravenir el númeral 7 del artículo 19 de la Constitución, el que establece “el derecho a la libertad personal y a la seguridad individual”.

    La Carta Magna establece en la letra b) del mencionado numeral que “nadie puede ser privado de su libertad personal ni ésta restringida sino en los casos y en la forma determinados por la Constitución y las leyes”, por lo que una ordenanza municipal no puede hacer esta restricción.

    Frente al dictamen, el alcalde Mauricio Viñambres declaró “lo que vamos a hacer es una consulta ciudadana y posteriormente se va a proponer al concejo. Jamás hemos estado en una medida que sea inconstitucional. (…) El informe de la Contraloría ratifica lo que nosotros creemos como debe hacerse y trabajarse y ordenanza sí va a existir en materia de que los menores tengan un comportamiento distinto en nuestra ciudad”, insistió el jefe comunal.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...