• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Marcos-Vásquez

    El director de la Policía de Investigaciones de Chile, Marcos Vásquez Meza, incumplió una resolución de la justicia que ordenó reintegrar al detective Máximo Loncón Aguas, perteneciente al pueblo mapuche, mientras se tramita una demanda laboral que atribuye su salida de la institución a tratos vejatorios y discriminatorios de superiores en la Región de la Araucanía.

    El ex policía denunció que entre agosto de 2012 y julio de 2013, el entonces jefe de la Prefectura Provincial de Malleco, Rodrigo Vásquez Miranda, “reiteradamente y de manera expresa y burlesca, en público y privado, se refería a mí como Lonco y no Loncón y a mi pueblo como mapuchitos y no mapuche, señalando que todos eran delincuentes”, roces que terminaron influyendo negativamente en sus calificaciones y posterior despido de la PDI.

    Luego de analizar estos antecedentes, la magistrado Evelyn Zelaya del Juzgado Laboral de Traiguén, que tramita la causa de tutela de derechos fundamentales presentada por Loncón, ordenó a Investigaciones que dispusiera el retorno temporal del funcionario.

    Esta orden, sin embargo, no fue cumplida, lo que llevó a la jueza a cursar dos multas de 100 UTM y una denuncia ante el Ministerio Público por el delito de desacato en contra de la máxima autoridad de la PDI.

    El fiscal vocero Roberto Garrido confirmó a El Ciudadano que la Unidad Jurídica de la Fiscalía pidió al juzgado una copia de la causa laboral en cuestión para efectos de determinar dónde se consumó el presunto delito, y si es que procede iniciar una investigación en contra del prefecto general Marcos Vásquez.

    Originalmente, el Ministerio Público había descartado la existencia de un delito por tratarse de un oficial policial cuyo nombramiento se hizo a través de un decreto supremo, en lo que no tendría injerencia el director de la PDI. No obstante, Garrido confirmó que se llevará a cabo un nuevo análisis después de que el tribunal insisitera en la materia.

    El persecutor agregó que, para dar transparencia a una eventual investigación, las diligencias podrían ser efectuadas con la ayuda de Carabineros.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...