• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    El Gobierno de los Estados Unidos no escatima esfuerzos para fortificar su frontera con México con alambre de púas y amenaza con el despliegue de 15 mil soldados, reforzados con drones y helicópteros, a fin de detener a los migrantes de Honduras, El Salvador y Guatemala.

    El Jefe de la Casa Blanca armó a sus soldados e instruyó de librar la batalla contra las miles de personas, inclusive niños, ancianos y mujeres que huyen de la miseria y la violencia de sus países en busca de una vida mejor en EE. UU.

    Este viernes los militares comenzaron a colocar alambre de púas en el puente fronterizo de McAllen-Hidalgo-Reynosa, en Texas, que se extiende a lo largo del río Bravo. Además, fueron reforzados los pasos fronterizos de Arizona y California.

    “Suficientes concertinas para cubrir hasta 22 millas 35 kilómetros” de su territorio fronterizo, y encima tiene concertinas adicionales con las que se puede cubrir más de 150 millas más (241 kilómetros), dijo el general Terrence O’Shaughnessy, jefe del Mando del Norte del Ejército estadounidense, EE. UU.

    La Administración de Donald Trump ordenó al principio el despliegue de unos 5.200 soldados en la frontera para finales de esta semana con el objetivo de prevenir el ingreso ilegal de la caravana de migrantes que están atravesando México.

    Las tropas se unen a unos 2.000 miembros de la Guardia Nacional y para el viernes llegaron a ser 3.500, entre ellos, unos 1.100 marines en California, según Stars and Stripes. El pasado miércoles, Trump afirmó que en la frontera podrían ser desplegados hasta 15.000 militares para frenar a la caravana.

    El despliegue de 15.000 efectivos en la frontera, casi igualará el número de militares estadounidenses desplegados actualmente en la guerra de Irak, que fueron 17.000.

    The Washington Post reseñó que el precio a pagar por el despliegue militar estadounidense podría alcanzar 200 millones de dólares para finales de este año y aumentar aún más el año que viene si el Gobierno continúa haciéndolo. Costo elevado para la nación más endeudada del mundo y que está a las puertas de la recesión económica más grande de la historia.

    La ONU estima que unas 7 mil personas se dirigen a Estados Unidos y la secretaría de la Gobernación de México, señala que serán de 5.347 centroamericanos que han transitado en las últimas semanas por la frontera sureña con Guatemala, con aproximadamente 1.000 personas registradas en Oaxaca y otras 4.347 en Veracruz.

    Sigue leyendo…

    Caravana de migrantes mantiene el optimismo para llegar a EE. UU.

    Trump dice que caravana de migrantes no entrará a los Estados Unidos.

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...