Capturan en Argentina a excoronel chileno condenado por asesinatos durante la dictadura de Pinochet

La Policía Federal de Argentina detuvo en Mar del Plata, provincia de Buenos Aires, a Sergio Francisco Jara Arancibia, coronel durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990) y prófugo desde hace un año, tras una orden de captura internacional, informaron hoy fuentes oficiales.

“El detenido será extraditado a Chile y puesto a disposición de la Justicia para su debido proceso”, difundió el Ministerio de Seguridad argentino en una nota de prensa.

Jara Arancibia había sido condenado a prisión por los asesinatos de un médico y un funcionario público, ambos opositores al régimen, durante la dictadura militar de Augusto Pinochet. Los crímenes fueron cometidos en 1973. Ahora será extraditado a Chile y puesto a disposición de la justicia del país.

 

La detención fue por medio del Juzgado Federal de Mar del Plata y de la Dirección General de Coordinación Internacional del Departamento Interpol, quienes lograron dar con el paradero del prófugo chileno.

El excoronel fue identificado después de que las autoridades dieran con él al investigar a su hijo, indicaron medios locales.

“La información recolectada permitió identificar a su hijo y hacer un seguimiento controlado sobre sus movimientos desde la Ciudad de Buenos Aires hacia Salta y Jujuy (norte de Argentina) y nuevamente hacia la Capital Federal para luego trasladarse hacia Mar del Plata, donde culminó la investigación con la captura de Jara Arancibia”, refiere el comunicado.

En el siguiente video observarán parte de la detención de Jara publicado en las redes sociales y por el portal argentino Teletrece.

 

El comisario subjefe de la Brigada chilena de ubicación de personas, Óscar Garrido, declaró que Jara “no opuso resistencia, la detención fue tranquila, no hubo ningún inconveniente al respecto”. También resaltó la coordinación entre  la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) de Chile y Argentina.

Durante el mandato de Pinochet, según datos oficiales, unos 3.200 chilenos murieron a manos de agentes del Estado, de los que 1.192 figuran aún como detenidos desaparecidos, mientras que otros 33.000 fueron torturados y encarcelados por causas políticas.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

4,166,571FansMe gusta
112,483SeguidoresSeguir
290,051SeguidoresSeguir
16,232SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

“Bajamos la producción pero EE.UU. tiene que bajar el consumo”, le...

Bogotá subraya que entre agosto del 2018 y febrero del 2019  "se erradicaron 40.000 hectáreas de cultivos ilícitos"   Parece que la "amistad" entre los mandatarios...