• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    Durante los últimos años el mundo vive en una creciente ola de desinformación generada tras la propagación de las redes sociales a través de internet, que han permitido a la colectividad tener espacios de difusión en los que pueden difundir cualquier tipo de rumor o fake news (noticia falsa) y que según el impacto moral o indignación que genere, puede masificarse en pocos minutos a través del uso de celulares, computadores portátiles, tablets y otros medios, y de esa manera impregnar al colectivo de una matriz de opinión o un suceso completamente falso.

    Las fake news son un producto pseudo periodístico difundido a través de portales de noticias, prensa escrita, radio, televisión y redes sociales cuyo objetivo es la desinformación deliberada o el engaño.

    Este tipo de “informaciones” son realmente rumores infundados para desprestigiar, manipular y generar reacciones en la colectividad con un propósito específico.

    Este tipo de desinformación masificada ha generado una serie de acontecimientos graves alrededor del mundo. Linchamientos, difamaciones, asesinatos colectivos, golpizas, que pueden ser confirmadas en las propias web que en un principio se prestaron para masificar y difundir los mensajes de odio.

    Basta con decir que una persona cometió un crimen a través de las redes sociales para que -de manera inmediata- sea señalada y juzgada por la colectividad, sin siquiera confirmar la información y mucho menos la persona o medio que origina el hecho.

    Un trabajo de RT explica que este tipo de hechos ocurren, lamentablemente, con mayor frecuencia en la India y en varios países de África. Pero Latinoamérica tampoco escapa de esta realidad.

    Uno de los linchamientos en Colombia

    Propagación de las fake news y sus consecuencias en Latinoamérica

    Por ejemplo, en Venezuela, varias personas han resultado linchadas, insultadas, golpeadas, quemadas y asesinadas al ser calificadas como “chavistas” o “maduristas”, durante violentas acciones de calle que ha ejecutado la extrema derecha venezolana durante los últimos años.

    “En plena era de la información, este tipo de hechos suelen estar motivados por noticias falsas que se comparten en redes sociales. Los rumores sirven de combustible para avivar la llama de la indignación generalizada. ¿Justicia o injusticia popular?”, cita el despacho de RT.

    Otros casos de este tipo se han vivido en toda latinoamérica, con más preponderancia en Colombia, México, Perú y Ecuador. Explica RT que luego que se difundiera una cadena falsa por WhatsApp donde supuestamente un hombre mató a un padre de familia de 23 años en Ciudad Bolívar, al sur de Bogotá; terminó con un desenlace brutal.

    “La ira popular se ensañó contra él (falso asesino) y otros dos individuos que habían sido detenidos por delincuencia común (…) al hombre lo golpearon con piedras, palos y hasta machetes hasta dejarlo herido de muerte. El joven fue llevado a un hospital, donde confirmaron su deceso”, añade RT.

    Otro hecho sucedió en Perú donde al menos una turba de 800 personas quemó vivo a un supuesto ladrón.

    El taxi que trasladaba a los supuestos culpables también le fue arrebatado a su dueño y terminó quemado

    Masacre colectiva en Ecuador por una fake new

    En Ecuador recientemente vivió un episodio parecido, cuando dos hombres y una mujer que habían sido detenidos por intento de estafa fueron sacados a la fuerza del retén policial y masacrados por habitantes de Posorja, parroquia rural de Guayaquil.

    “La matanza tuvo lugar ante los agentes del orden: no pudieron con una multitud compuesta por más de 1.000 personas, quienes también vandalizaron la Unidad de Policía Comunitaria del lugar e incendiaron un taxi en el que se movilizaban los aprehendidos. El sangriento episodio se viralizó en Internet. Una infinidad de videos circularon en las redes sociales, captados por espectadores más preocupados por lograr el ángulo perfecto que por evitar la barbarie”, explica RT.

    En el caso de Ecuador, los familiares de los tres asesinados exigen justicia a las autoridades. A ocho personas se les dictó prisión preventiva por el hecho. Entre las víctimas del linchamiento estaba una pareja de esposos, que dejó a cinco niños en la orfandad.

    Te puede interesar:

    Se remata Latinoamérica: Temer, Macri y Peña Nieto privatizan recursos de sus países

    Reforma al Sistema de Justicia en Colombia ¿Quién controlará el Poder Judicial?

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...