• EC | Edición Mundo
  • El Ciudadano | Edición Chile
  • El Ciudadano | Edición Venezuela
  • Una sociedad plural y democrática necesita diferentes miradas del mundo. Desde El Ciudadano diaria y oportunamente, nuestras letras están en favor de construir una mejor sociedad y un mundo más justo.
    Que exista periodismo independiente también depende de ti.

    En el árbol de la vida, científicos descubrieron una nueva rama y “que ha sido separada durante mucho tiempo, quizás más de 1.000 millones de años“, y de la que no se tenía “información en absoluto”.

    Los estudiosos de la Universidad de Dalhousie, Canadá, aseguraron a un medio de Nueva Escocia que fueron hallados unos organismos microscópicos que representan una nueva rama en nuestro árbol de la vida.

    Los investigadores determinaron que estos diminutos organismos, “de apariencia inusual” y llamados hemimastigotes, no poseen ninguna relación ni clasificación con algún reino como las plantas, los animales o un “supergrupo” que involucra animales y hongos al mismo tiempo.

    El estudio detallado fue publicado en la revista Nature y en el se específica que los extraños organismos han sido descritos por los especialistas como “protistas eucariotas con dos filas de flagelos”.

    De acuerdo con el texto, Eucariotas significa que las especies tienen células complejas como los humanos, mientras que protistas significa que no son animales ni plantas ni hongos.

    En cambio, los hemimastigotes son unicelulares y utilizan los flagelos para moverse y capturar otros microbios que consumen como presas.

    Según los científicos hallaron dos especies diferentes de hemimastigotes, entre ellas Spironema, que se había observado microscópicamente y solo unas pocas veces desde el siglo XIX. Pero, su clasificación ha sido un misterio para la ciencia.

    Aunque la segunda especie totalmente nueva y no ha recibido un nombre; los estudiosos proponen llamarla Hemimastix kukwesjijk, que rinde homenaje a los micmac, que habitaron Nueva Escocia. En su palabras coloquiales, Kukwes dijo que es un “ogro voraz y peludo”.

    El equipo señala que este microbio depredador en realidad se ve y se comporta “como un ogro en miniatura”.

    Alastair Simpson, uno de los científicos indicó que “de nuestros análisis quedó claro que los hemimastigotes no pertenecían a ningún grupo conocido a nivel del reino“.

    Además, sostuvo que esta pequeña “colección de organismos” es un grupo completamente nuevo e insistió que “es una rama del árbol de la vida que ha estado separada por mucho tiempo, quizás más de 1.000 millones de años, y no teníamos información sobre ella en absoluto”.

    El comunicado señala que el hallazgo ofrece información muy importante acerca de cómo han evolucionado durante los últimos 1.000 o 2.000 millones de años células complejas de animales, plantas, hongos, algas y protozoos.

    Reiteran los especialistas que el descubrimiento “abre una nueva puerta para comprender la evolución de las células complejas y sus antiguos orígenes, mucho antes de que emergieran los animales y las plantas en la Tierra”.

    Sigue leyendo…

    Macrauquenias: los animales que desconcertaron a Darwin encuentran su sitio en el árbol de la vida

    ¿Por qué están muriendo los árboles milenarios africanos baobab?

     

     

    Suscríbete a nuestros boletines informativos y recibe diariamente la información más importante publicada en elciudadano.com

    * indicates required

    A qué ediciones te quieres suscribir?


    •  
    •  
    •  
    Loading...